Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10
Autonomías > Madrid

"El canon hospitalario no impacta en la deuda de la Comunidad de Madrid"

El Consejero de Sanidad explica en la Comisión de la Deuda que el 47% de éste se destina al pago de las obras

Jesús Sánchez Martos, en la Comisión de Sanidad.
"El canon hospitalario no impacta en la deuda de la Comunidad de Madrid"
Redacción
Martes, 20 de junio de 2017, a las 13:00
El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Jesús Sánchez Martos, ha defendido este martes en la Comisión de la Deuda de la Asamblea regional que su departamento gestiona con “100 por cien de trasparencia” los seis hospitales que se construyeron con el modelo de colaboración público-privada entre 2004 y 2007 y cuya puesta en marcha y funcionamiento se pagan a través de un canon anual a 30 años. En este punto, ha negado que este canon impacte en el endeudamiento del Gobierno regional.
 
El consejero, que comparecía a petición del Grupo Parlamentario de Podemos, al objeto de “informar sobre situación de la amortización de la construcción de los hospitales del Sureste, del Tajo, del Henares, Infanta Leonor, Infanta Cristina, Infanta Sofía y Puerta de Hierro”, ha empezado por señalar que la pregunta estaba mal formulada, ya que no cabe hablar de “amortización” en este caso, ya que los pasivos recaen sobre las constructoras
 
“La legislación europea en materia de contratos público-privados señala que los activos no serán imputables a la Administración cuando la constructora asuma dos de los tres riesgos, como es el caso”, ha señalado Sánchez Martos, especificando que las constructoras han asumido los riesgos de construcción y disponibilidad de la infraestructura.
 
El consejero también ha negado que no se sepa qué porcentaje del canon va destinado a pagar la inversión inicial en la construcción de la infraestructura. Según ha detallado, actualmente es de aproximadamente el 47 por ciento, resultado de restar del canon el dinero que va destinado al pago de los servicios no sanitarios, de los que se encargan las constructoras de los hospitales, y los gastos de reposición.
 
En este punto, Sánchez Martos ha afeado a Podemos que afirme que con lo que se ha pagado de canon ya se habrían pagado de sobra los hospitales. “¿Qué sucede con los gastos de reposición y con los intereses financieros que hubiera tenido que asumir la Comunidad de Madrid si se hubiese endeudado para construir esos hospitales?”, ha preguntado a los diputados de la formación morada. “Son contratos lícitos y ajustados a la normativa y con todas las auditorías favorables”, ha concluido el consejero.

Sánchez Martos no piensa dimitir

Por otra parte, en declaraciones a los medios antes de su comparecencia en la Comisión de la deuda, el consejero ha asegurado que no piensa dimitir pese a la reprobación que ha presentado Podemos en la Asamblea y que previsiblemente saldrá adelante este jueves con los votos de PSOE y Ciudadanos. "No he sido nombrado por la Asamblea. Me nombró la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, y será ella la que tome la decisión de si tengo que seguir o no en el cargo", ha dicho.

El portavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado, ha anunciado que su grupo parlamentario votará sí a la reprobación, que espera suponga "un acicate para el consejero, para que se ponga las pilas y para que entienda que la sanidad pública madrileña tenga que estar bien defendida, con un perfil profesional e institucional que esté a la altura".

El portavoz del PSOE, Ángel Gabilondo, ha indicado que su grupo parlamentario suele decidir el sentido del voto la víspera de los plenos y que en este caso será también así, pero ha adelantado que la dirección del grupo trasladará al resto de la formación "la propuesta de que se vote favorablemente esa reprobación".

La portavoz de Podemos, Lorena Ruiz Huerta, ha explicado que, más allá de los últimos acontecimientos y la última "ocurrencia" del consejero sobre los abanicos, el motivo de la reprobación es que el consejero "carece de una planificación y de un proyecto" y "mantiene el modelo de gestión de la sanidad pública a golpe de ocurrencia y de improvisación".

Noticias relacionadas