Redacción Médica
18 de agosto de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:50
Autonomías > Galicia

La Red Gallega de Playas sin Humo suma ya 67 zonas libres de tabaco

Son 37 los ayuntamientos que se han sumado a sacar el tabaco de estas áreas

Jesús Vázquez Almuiña, consejero gallego de Sanidad.
La Red Gallega de Playas sin Humo suma ya 67 zonas libres de tabaco
Redacción
Viernes, 27 de abril de 2018, a las 14:30
“Conseguir que todas las playas de nuestro litoral estén libres del humo del tabaco es un reto que solo conseguiremos con la implicación de toda la ciudadanía gallega”. Así lo manifestó el consejero gallego de Sanidad, Jesús Vázquez Almuiña, que fue la autoridad encargada de pronunciar la conferencia inaugural del II Congreso Internacional de Seguridad, Emergencias y Socorrismo. El título de la conferencia fue: ‘Playas sin humo: un proyecto de salud y protección natural hecho realidad’.

También hizo referencia a que su departamento está cerrando en estos momentos la participación para conformar la Red Gallega de Playas sin Humo de 2018. A tal efecto, se envió información a todos los ayuntamientos invitándoles a participar. “La respuesta está siendo positiva como en años anteriores y seguimos creciendo a buen ritmo. En este rato, contamos con 37 ayuntamientos, de los que 10 participan por vez primera, y 67 playas, de las que 22 son nuevas” y otro ayuntamiento con categoría de Oro, Rianxo.

El titular de la cartera sanitaria del Ejecutivo gallego señaló que la red nació “con un fin educativo y de sensibilización social”. Ampliar la delimitación del consumo de tabaco a las playas permite “avanzar en políticas de espacios sin humo, cambiando la percepción social sobre el consumo de tabaco, y convirtiéndolo este entorno en educativo y preventivo”.


Hay dos ayuntamientos que tienen todas sus playas declaradas sin humo


Según el consejero, “el fin de este proyecto es promocionar una vida sin tabaco, desnormalizar el consumo de tabaco en la sociedad, reforzar el papel modélico positivo de los padres y, además, promover playas que respeten y cuiden el medio ambiente aunando así objetivos de salud con la protección medioambiental”.

Vázquez Almuiña señaló que esta iniciativa se puso en marcha en el Ayuntamiento de Baiona en el año 2012, y la positiva respuesta de la población hizo que los años siguientes otras playas de este municipio se habían sumado. En el año 2016 se decidió ampliar a toda Galicia, naciendo así la Red Gallega de Playas sin Humo.

El consejero dijo que ya existen dos ayuntamientos, Baiona y Corcubión, que tienen todas sus playas declaradas sin humo, lo que los hace merecedores de la acreditación máxima (categoría de oro); y cuatro ayuntamientos, Redondela, Ortigueira, Mañón y Cabanas, ya son categoría de plata, al tener declaradas sin humo a mitad o más playas de su territorio.

Galicia, pionera anti-tabaco

El máximo responsable de la sanidad pública gallega destacó que la iniciativa Playas sin humo está siendo muy valorada por otras autonomías, como algo innovador y atractivo, destacando su carácter participativo y voluntario, sin multas ni vigilancia, “lo que hace que muchos territorios soliciten nuestra colaboración ya que Galicia es un referente para su implantación”.

Almuiña remarcó que los ayuntamientos que deciden participar se comprometen a identificar y señalizar las playas seleccionadas, con materiales creados al efecto facilitados por el Programa gallego de promoción de vida sin tabaco. Además, deben desarrollar actividades a lo largo del año con acciones encaminadas a conseguir una sociedad libre de tabaco y difundir entre su población folletos informativos y de sensibilización.


"Hay que seguir trabajando para aumentar la concienciacióni de los usuarios de las playas"


El titular de la cartera sanitaria señaló la novedad de que las playas fluviales formen parte de la red. Ya está la playa fluvial de La Calzada en Ponte Caldelas, y se incorporaron a la red 5 playas fluviales de Ourense y dos de Lugo.

Para finalizar su intervención, Almuiña incidió en “que hay que seguir trabajando para aumentar la concienciación de los usuarios de las playas, sin recurrir a las sanciones, y poniendo en valor a salud, especialmente la de los más pequeños”. Al respecto, Sanidad reforzará y utilizará estrategias de comunicación en positivo “para conseguir que sean los propios usuarios los que pidan cada vez más contornos libres de humo”. Además, Sanidad tendrá un reconocimiento público al trabajo y esfuerzo de aquellos ayuntamientos que muestren un mayor compromiso con esta iniciativa.