20 de octubre de 2017 | Actualizado: Jueves a las 21:20
Autonomías > Cataluña

La doble vara de Comín: psicólogos para el 1-O, un mail para los atentados

Los médicos no recibieron formación psicológica hasta casi un mes después del suceso y esta fue por correo electrónico

El consejero de Salud de Cataluña, Antoni Comín.
La doble vara de Comín: psicólogos para el 1-O, un mail para los atentados
Redacción
Miércoles, 11 de octubre de 2017, a las 14:00
El consejero de Salud de Cataluña, Antoni Comín, ha tenido una doble vara de medir entre el 1-O y los atentados de Barcelona en cuanto a la cobertura psicológica de los afectados. Contactado por este medio, el departamento sanitario del Govern explica: “Respecto los atentados, se ha hecho formación a los profesionales de Salud Mental en Barcelona. Tanto de adultos como de niños, y también a médicos de Atención Primaria, en relación al trastorno por estrés agudo y al postraumático”. Sin embargo, dicha formación no parece haber convencido ni llegado a los profesionales, en contraste con el armazón mediático y sanitario que lleva la Consejería a costa de los heridos por las cargas del 1-O, a los que el conseller ha visitado hasta en 3 ocasiones en una semana.

Estos van a contar con atención de psicólogos por si sufren "trastornos por estrés agudo o el denominado trastorno por estrés postraumático". "El nuevo programa tratará estas dos patologías, mejorando la identificación de personas que sufran o puedan sufrir estos trastornos emocionales y procurando un tratamiento adecuado", explican fuentes oficiales sobre la cobertura sanitaria para el 1-O.

Sanitarios de Atención Primaria del área metropolitana de Barcelona contactados por Redacción Médica aseguran, en cambio, que la formación por los atentados consistió en un correo electrónico recibido el 25 de agosto, una semana después de los ataques terroristas que causaron 17 fallecidos y 130 heridos, en el que se remite “un documento con criterios diagnósticos del trastorno por estrés post-traumático con 2 test, uno largo y otro corto, para ayudar al diagnóstico y criterios de derivación”.

Estas mismas fuentes explican que no fue hasta casi un mes después del trágico suceso cuando, a fecha 13 de septiembre y siguiendo con la política de correos electrónicos, “envían un Power Point titulado ‘Sessió informativa CAP’, que ha realizado el Centro de crisis de Barcelona, y que es toda una sesión sobre estrés post-traumático diagnóstico-fases-tratamiento-cronificación”. Asimismo, “ese mismo día recibimos otro mail actualizando las vías de derivación”.

Este medio también se ha puesto en contacto con diversas organizaciones sindicales que tampoco han arrojado mucha luz sobre esta cuestión. Comisiones Obreras certifica que se puso en marcha un plan de asistencia psicológica a profesionales sanitarios desde el área de Salud Laboral, pero no han podido encontrar testimonios de que se formara a los profesionales en la mencionada atención psicológica. CSIF, por su parte, asegura haber tenido noticias de que se iba a emprender dicha formación, pero tampoco han facilitado ninguna fuente que la recibiera a este periódico. UGT por su parte ha preferido guardar silencio por el contexto político que se vive por el 'procés', aunque fuentes del sindicato admiten desconocer de primera mano si se había aplicado la medida.

Desde el ámbito profesional, el Colegio Oficial de Psicología de Cataluña asegura no haber participado en ningún momento en la planificación o cobertura de esta formación, ni tiene constancia de que sus miembros la hayan recibido con motivo de los mencionados atentados terroristas. La Sociedad Catalana de Medicina Familiar y Comunitaria, con quien también se ha puesto en contacto este periódico, también desconocía de primera mano si se había impartido tal formación.

La atención del 1-O: publicitada y con "varios expertos"

Esta situación contrasta con el despliegue mediático que Antoni Comín ha emprendido para publicitar y abordar la asistencia psicológica de los afectados por las cargas policiales del pasado 1 de octubre. Para ello, la Consejería ha elaborado un programa que cuenta con el trabajo “de varios expertos” y que “se está terminando de cerrar”. El consejero, que lo presentó aprovechando una visita a varios afectados, explicó que tal programa “adaptará los protocolos ya existentes a la situación que se vivió durante el referéndum”.

Un hecho que también contrasta con la acción del 17 de agosto, donde ningún sanitario consultado ha confirmado a Redacción Médica que los protocolos recibidos vía mail fueran específicos para el trágico hecho que se abordaba. De hecho, este medio pidió más detalles sobre el programa de cobertura psicológica por los atentados sin que la Consejería quisiera facilitar más datos.