21 de noviembre de 2017 | Actualizado: Martes a las 00:20
Autonomías > Cataluña

ACES no recurrirá la sentencia del 'caso Barnaclínic'

La patronal confía en las palabras de Comín, que reiteró su "absoluta voluntad" de disolver este modelo

Josep Ignasi Hornos, presidente de ACES.
ACES no recurrirá la sentencia del 'caso Barnaclínic'
Redacción
Jueves, 04 de mayo de 2017, a las 13:50
La Asociación Catalana de Entidades de la Salud (ACES) no recurrirá la sentencia en el ‘caso Barnaclínic’. Así lo ha comunicado la entidad que preside Josep Ignasi Hornos a través de un comunicado, donde alega que “ha decidido no interponer el recurso de casación ante el Supremo porque considera que el principal objetivo está en vías de resolución”.

Desde hace dos meses, la patronal de la sanidad privada en Cataluña valoraba seguir con su ‘batalla judicial’ por este asunto, después de que la Audiencia Provincial de Barcelona desestimara el recurso de apelación interpuesto por la patronal en 2013. Pero finalmente no será así.

La ‘batalla judicial’ de ACES contra Barnaclínic

La Junta Directiva de ACES reconoce que durante más de 10 años ha intentado “sin éxito” explicar que en Barnaclínic se producían situaciones que “no eran aceptables desde el punto de vista legal, mercantil, y ético”,  ya que existían “irregularidades” que interferían en el ámbito de la competencia de los centros sanitarios que concurren en el mismo mercado. Tanto es así, que el organismo llevó esta situación hasta los tribunales por supuesta vulneración de la Ley 15/2007 de Defensa de la Competencia y de la Ley 3/91 de Competencia Desleal.

Pero no solo eso. Más allá de la vía administrativa, ACES también ha cargado contra el ‘modelo Barnaclínic’, aludiendo por ejemplo, al último informe de la Sindicatura de Cuentas, donde ponía en evidencia algunas de las situaciones irregulares en el funcionamiento de esta entidad. Este informe, según ACES, “dejaba claro algunas situaciones irregulares en el funcionamiento de la entidad y se confirmaba el argumento defendido jurídicamente de que Barnaclínic no se puede considerar un medio propio del Hospital Clínico”. Un razonamiento que finalmente fue desestimado por la Audiencia Provincial de Barcelona el pasado mes de marzo.

Confían en que Comín acabe con este modelo

Pero también a las palabras de la Consejería de Salud de Cataluña. Según la patronal, “el pasado 26 de abril, en sede parlamentaria, Antoni Comín volvió a reiterar su absoluta voluntad de disolver Barnaclínic”. Según sus declaraciones, “el objetivo de la Consejería de Salud es redactar de forma inmediata una normativa que establezca de manera inequívoca qué tipo de actividad privada se puede realizar en centros públicos y en centros concertados. Siempre siguiendo los parámetros de cumplimiento de la Ley General de Sanidad y de la Ley de Ordenación Sanitaria de Cataluña que priorizan la equidad de acceso como principio fundamental de la ciudadanía y de la Ley de Patrimonio que rige en los centros propios de la administración pública”, explican.

Por todo ello, ACES, tras analizar todos estos hechos, considera que existen suficientes garantías para abandonar la vía judicial y confiar plenamente en el compromiso público de Comín. Para la patronal, el cambio de posicionamiento del Departamento de Salud “tiene suficientes puntos de confluencia con su postura actual” y, por este motivo, la Junta Directiva ha decidido no apelar la sentencia dictada por la Audiencia Provincial de Barcelona para evitar introducir nuevas tensiones e incertidumbres en el sector sanitario y, de este modo, contribuir al lógico entendimiento entre todos los agentes del sistema.

Asimismo, ACES valora positivamente el recorrido realizado durante todos estos años para defender los intereses del sector sanitario privado, que sin duda, ha sido clave para llegar a esta situación. Por ello, la patronal se mantendrá firme a la vez que colaboradora con Salud para facilitar y conseguir que la nueva normativa sea respetuosa y escrupulosa con los derechos de todos los ciudadanos y de las empresas sanitarias privadas.