23 de junio de 2017 | Actualizado: Viernes a las 17:20
Autonomías > Canarias

La falta de un sistema sociosanitario 'abandona' 120 ancianos en hospitales

Baltar lo considera un problema "heredado" mientras que desde el PSOE se achaca a la falta de recursos y normativa

José Manuel Baltar, Cristina Valido y Teresa Cruz Oval.
La falta de un sistema sociosanitario 'abandona' 120 ancianos en hospitales
Sergio López
Viernes, 16 de junio de 2017, a las 08:55
El consejero de Sanidad canario, José Manuel Baltar, ha tenido que reconocer que hay 120 ancianos viviendo en hospitales del Servicio Canario de Salud (SCS), a raíz de que trascendiera el caso de dos varones de 71 y 79 años que ha pasado seis meses 'abandonados' en Urgencias del Hospital Insular de Gran Canaria sin criterio clínico para estar ingresados. Ambos permanecían a la espera de una plaza en un centro especializado, ya que sus familias no podían hacerse cargo de ellos.
 
La existencia de otro centenar largo de mayores en una situación análoga a la descrita supone una nueva ‘patata caliente’ para el consejero Baltar y deja al descubierto la debilidad del sistema sociosanitario de las Islas Canarias. En el Archipiélago solo hay 4.700 plazas en residencias de ancianos y se estima que serían necesarias otras 4.000 para atender las necesidades de la población.
 
De hecho, según señalan varias fuentes consultadas por Redacción Médica, dejar a los ancianos en los hospitales se ha convertido en una solución “a la desesperada” de algunas familias que no pueden hacerse cargo de ellos, ya que la ley canaria da prioridad a aquellos que ya están ingresados en un centro hospitalario a la hora de asignarles plaza en una residencia.
 
Baltar, por el momento, se ha limitado a echar balones fuera. Por un lado ha señalado que la situación viene heredada de la anterior Administración socialisa –en época de Jesús Morera ya había unas 90 personas en esta situación– y por otro lado ha recordado que las competencias sobre residencias de ancianos corresponden a su compañera de Consejo de Gobierno, Cristina Valido, titular de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda, y que, como él, lleva medio año en el cargo.
 
Sin cartera sociosanitaria
 
Desde el PSOE se apunta a la descordinación entre ambas áreas y a la falta de apoyo y recursos como causa de este problema. “No hay una normativa ni una cartera de servicios sociosanitaria y se depende de lo que cada Consejería [Sanidad y Asuntos Sociales] quiera asumir por buena voluntad”, denuncia Teresa Cruz Oval, portavoz de Asuntos Sociales del PSOE en el Parlamento Canario. En opinión de Cruz Oval, la nula coordinación entre ambos departamentos está propiciando que exista una “tierra de nadie” en la que determinadas necesidades simplemente no se atienden.
 
Es el caso, según explica, de la Atención Temprana a niños, que “no está desarrollada en el Archipiélago” porque ninguna de las dos Consejerías quiere asumir el desembolso que supondría ponerla en marcha. Tampoco está generalizada ni la teleasistencia ni la ayuda a domicilio, cuya penetración entre la población diana no llega en Canarias al 2 por ciento, cuando en otras regiones supera el 20, según los datos que desgrana la diputada.
 
El propio consejero Baltar es consciente de la descoordinación sociosanitaria y en un reciente encuentro con otros actores del sector sanitario en Madrid apuntaba como posible solución la integración de ambas consejerías bajo el paraguas de Sanidad. A juicio de Cruz Oval esa idea es un “disparate” y reclama dos Consejerías pero con “colaboración entre ambas” y con políticas orientadas a la prevención.