16 nov 2018 | Actualizado: 18:20

El Ibsalut niega que no ofrezca la adaptación del puesto a una enfermera

La profesional asegura que RRHH le obliga a permanecer en Urgencias, en contra del dictamen de Salud Laboral

Hospital de Can Misses, en Ibiza.
El Ibsalut niega que no ofrezca la adaptación del puesto a una enfermera
mié 27 septiembre 2017. 17.10H
Sergio López
El Área de Salud de Ibiza y Formentera ha salido este miércoles al paso de la carta de una enfermera ibicenca que denuncia que la Dirección de Recursos Humanos del Servicio de Salud balear (Ibsalut) se niega a aplicar la resolución de Salud Laboral que dictamina la adaptación del puesto de trabajo de esta profesional por las secuelas que le han quedado tras padecer una enfermedad. Desde el Área destacan que no se está negando este puesto adaptado, pero que la enfermera debe seguir un procedimiento determinado para acceder al mismo.
 
La autora de la carta, Mercedes Tomé, explica cómo, tras una grave dolencia, se disponía a incorporarse a su puesto de trabajo de Enfermera, que venía desarrollando desde hacía 25 años en el Servicio de Urgencias de Atención Primaria (SUAP). Sin embargo, el informe de Salud Laboral desaconsejó que lo hiciera en las condiciones de turnicidad en las que venía trabajando. Este dictamen exigía una serie de adaptaciones del puesto de trabajo que en la práctica impedían que se reicorporara en la categoría de urgencias.
 
Hasta aquí, las versiones de la enfermera y del Ibsalut coinciden. Fuentes del Servicio de Salud consultadas por Redacción Médica confirman que el puesto adaptado no podía ofrecerse en la categoría de urgencias. “Analizamos el caso con mucha empatía, hubo varias reuniones con esta profesional y se le ofreció una alternativa”, explican.
 
En este punto, la enfermera relata que se le ofreció una plaza en consultas externas del Hospital de Can Misses y que ella llegó a aceptarla, pero que entonces “llamaron de Palma, concretamente de la Oficina del director de Recursos Humanos” y echaron para atrás ese acuerdo, obligándola a “permanecer en el SUAP, con turnos de 12 horas y tardes”.
 
Un portavoz del Área de Salud niega que los hechos se produjeran así y aseguran que el problema radica en que el cambio al nuevo puesto implica también un cambio de categoría, ya que la enfermera tiene la especialidad de Urgencias, lo que complica el proceso. “La normativa no contempla el cambio de categoría y la Administración tiene que cumplir la ley, por lo que esta trabajadora tiene que pedir una excedencia de su puesto actual para poderse reincorporar al puesto adaptado que se le ha ofrecido, a través de la bolsa de trabajo”, explican.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.