Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 15:10
Autonomías > Baleares

El Govern rectifica y valorará el catalán en médicos y enfermeros

El Ib-Salut asegura que la resolución "dará más peso al conocimiento del catalán a la hora de contratar"

Francina Armengol, presidenta del Govern Balear.
El Govern rectifica y valorará el catalán en médicos y enfermeros
Redacción
Miércoles, 30 de agosto de 2017, a las 10:40
El Servicio de Salud de Baleares (Ib-Salut) anunciaba a última hora de la tarde del martes que trabaja en la modificación de la resolución sobre conocimientos de catalán que publicaba ese mismo día en el Boletín Oficial, mediante la que se dispensaba de la exigencia de catalán para el acceso a plazas de médicos y enfermeros. 

En un comunicado, el Ib-Salut ha explicado que esta modificación tiene la "finalidad de disipar cualquier duda sobre la voluntad del Govern de facilitar que los usuarios de la red sanitaria pública puedan ser atendidos en catalán". En este sentido, la resolución que presentará "dará más peso al conocimiento del catalán a la hora de contratar" y "se adecuará a los criterios lingüísticos de los acuerdos de gobernabilidad y al futuro decreto regulador de esta materia que el Govern dictará próximamente". De esta forma, el conocimiento del catalán se considerará un mérito y no un requisito, tal como ha aclarado el gobierno balear.

Esta modificación se publicará en el próximo número del BOIB y estará enmarcada en la Ley 4/2016, de 6 de abril, de medidas de capacitación lingüística para la recuperación del uso del catalán en el ámbito de la función pública.

La resolución es transitoria mientras el IbSalut y la Dirección General de Política Lingüística trabajan en la redacción del decreto que desarrolla la Ley 4/2016.La decisión de dispensar de los conocimientos de catalán exigidos -el nivel B2- al personal sanitario había provocado las críticas de STEI Intersindical, que acusó al Govern de incumplir la normativa. Además, Més per Mallorca había registrado este mismo martes un documento en el Parlament solicitando un informe que justifique la medida.