Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30
Autonomías > Asturias

Una auditoría constata el "descontrol" en las jornadas de los sanitarios

La Sindicatura de Cuentas de Asturias detecta falta de control de horarios o de un registro efectivo de guardias

El informe detecta la imposibilidad de “verificar el cumplimiento de la jornada ordinaria del personal de las áreas sanitarias".
Una auditoría constata el "descontrol" en las jornadas de los sanitarios
Redacción
Miércoles, 25 de octubre de 2017, a las 12:00
El último informe de la Sindicatura de Cuentas del Principado de Asturias constata el desorden en la gestión de los horarios del Servicio de Salud del Principado de Asturias (Sespa). Entre los muchos aspectos analizados, el órgano fiscalizador encuentra carencias en este aspecto. En concreto, se señala la falta de un sistema homogéneo de control de horarios, un registro efectivo de guardias o el uso generalizado de complementos por exceso de jornada, complementos que deberían ser excepcionales.
 
Este informe, relativo al periodo 2015, es positivo en casi todos los puntos analizados y certifica que el Sespa se ciñe a la “normativa aplicable a la gestión de los fondos públicos”. Sin embargo la Sindicatura detecta carencias, como la imposibilidad de “verificar el cumplimiento de la jornada ordinaria del personal de las áreas sanitarias, al no existir sistema de control horario”.
 
También señala la imposibilidad de controlar las guardias localizadas y que no existe un sistema para calcular realmente cuántas horas se dedican la presencia efectiva en el puesto de trabajo y se han cuantificado extrapolando datos sobre guardias que sean simultáneas con las presenciales. El informe detalla que en el 41 por ciento de los casos el sistema informático no recoge la especialidad del médico interino residente, por lo que no se pueden analizar las guardias por especialidades. También detecta el informe que en un 53 por ciento de los casos se sobrepasan el límite de la jornada.  
 
Hay descontrol también en las remuneraciones. “Se han detectado siete conceptos retributivos para los que no existe ninguna regulación que soporte los mismos” para suplir las carencias citadas en horarios y guardias se abusa de complementos que deberían ser debe ser excepcionales “y compensados a través de los correspondientes descansos”.