Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00
Autonomías > Aragón

El Miguel Servet inaugura su Unidad de Cuidados Paliativos Pediátricos

Este servicio tratará pacientes con enfermedades oncológicas, neurodegenerativas o metabólicas, entre otras

Sebastián Celaya, consejero de Sanidad y Javier Lambán, presidente de Aragón, durante su visita al hospital.
El Miguel Servet inaugura su Unidad de Cuidados Paliativos Pediátricos
Redacción
Miércoles, 04 de octubre de 2017, a las 15:30
El Presidente de Aragón, Javier Lambán, ha inaugurado la nueva Unidad de Cuidados Paliativos Pediátricos en el área infantil del Hospital Universitario Miguel Servet de Zaragoza que pretende convertirse en el servicio de referencia de toda la comunidad aragonesa.

Según ha informado este miércoles el presidente aragonés, esta unidad tratará a niños con enfermedades oncológicas –que se encuentren en la última fase-, neurodegenerativas, metabólicas de larga duración y que requieran de cuidados globales durante varios años.

Asimismo, este servicio también dará apoyo psicológica a las familias que, como ha apuntado Lambán, se enfrenten a estas "situaciones duras", además de dar apoyo a los pediatras del centro hospitalario así como a los de Atención Primaria de toda la comunidad.

Según las provisiones que maneja la Consejería de Sanidad se prevé que esta unidad atienda entre 250 y 380 niños cada año. La nueva área consta de dos consultas, una sala de reuniones y un almacén para medicación. De este modo, cubre la necesidad de alta especialización vinculada con el acompañamiento y la muerte digna.

Acerca de los servicios, la unidad implantará la hospitalización a domicilio cuando el caso lo requiera, además de prestar apoyo técnico a los especialistas del área de Atención Primaria que intervienen en el proceso de tratamiento y diagnóstico.

La Unidad ha supuesto una inversión de 55.000 euros, según ha informado el consejero de Sanidad, Sebastián Celaya, y  cuenta con dos pediatras especializados en esta materia así como dos enfermeras que se van a formar en el Hospital Niño Jesús de Madrid.