26 de junio de 2017 | Actualizado: Lunes a las 17:55

Los eventuales estructurales recuperarán la jornada al cien por cien en marzo

El número de contratos que se ofertará será de 7.128 de todas las categorías

Miércoles, 28 de enero de 2015, a las 11:27
Redacción. Sevilla
La consejera de Salud se ha comprometido a recuperar la jornada al cien por cien de todos los eventuales a partir de marzo. Así lo ha trasladado María José Sánchez Rubio a los representantes de las organizaciones sindicales presentes en la reunión de la Mesa Sectorial de este martes. Asimismo, ha garantizado que las elecciones no van a afectar a la convocatoria de las ofertas públicas de empleo ni a los concursos de traslados ya puestos en marcha.

Según informa el Sindicato de Enfermería en su página web, desde el pasado 23 de enero se ha comenzado a ofertar los nombramientos estructurales con una duración del  1 de febrero de 2015 al 31 de enero de 2016. Dichos contratos serán inicialmente al 75 por ciento pero se ampliará a lo largo de su vigencia al cien por cien de jornada, tal y como reflejará una cláusula en los nombramientos.

El número de contratos que se ofertará será, como mínimo, el mismo que en la última renovación, 7.128 en total de todas las categorías (1233 de Enfermería, 63 de Matronas y 107 de Fisioterapeutas), pero nuestro objetivo es su incremento para que más contratos de Enfermería entren en la consideración de “estructurales”.

La reconversión del 75 por ciento al cien por cien de jornada será por estricto orden de puntos de bolsa y en el marco del Centro de Trabajo que aparece en el nombramiento.

Los sindicatos celebran la conversión pero “seguirán negociando”

Los sindicatos de la Mesa Sectorial de Sanidad (CSIF, CCOO y UGT, Satse y Sindicato Médico) han valorado el anuncio de que todos los eventuales estructurales del Servicio Andaluz de Salud (SAS) pasarán al cien por cien de jornada y salario desde el 1 de marzo, aunque precisan que “seguirán negociando” para que el resto de eventuales también pasen al cien por cien, porque “no puede haber diferencias”.