26 de septiembre de 2017 | Actualizado: Lunes a las 21:30

El PP quiere que la Junta garantice que no cerrará más ambulatorios

Denuncia que Andalucía figura como penúltima comunidad autónoma en gasto sanitario por habitante, con 999 euros, muy por debajo de la media española, situada en 1.191 euros

Viernes, 29 de marzo de 2013, a las 09:30

Redacción. Sevilla
El Partido Popular defenderá el próximo jueves una proposición no de Ley en el Pleno del Parlamento en la que insta a la Junta a "garantizar que no se va a proceder al cierre de más centros de salud ni puntos de atención continuada bajo la excusa de un plan de eficiencia". En la iniciativa, los populares urgen al Ejecutivo a "tomar medidas que garanticen una sanidad pública de calidad, rápida, eficaz y sostenible" ante el "importante recorte" que sufre este capítulo en los presupuestos para 2013, "que se reducen un 10,13 por ciento, unos 945 millones de euros menos" mientras que Andalucía figura como "penúltima comunidad autónoma en gasto sanitario por habitante, con 999 euros, muy por debajo de la media española, situada en 1.191 euros".

Ana María Corredera, vicesecretaria de Organización del PP-A.

El PP pide en primer lugar que el Parlamento "rechace los recortes en política sanitaria que está llevando a cabo el Gobierno andaluz y que afectan directamente al personal y las infraestructuras y servicios sanitarios andaluces, con una repercusión muy negativa sobre los ciudadanos". Junto a ello, el PP emplaza a la Junta a "garantizar que los ajustes y la reorganización en la gestión que se están llevando a cabo desde la Consejería de Salud y Bienestar Social no suponga una merma en la atención sanitaria y los derechos de los usuarios de la sanidad pública", así como a "poner en servicio las camas que se encuentran en situación de reserva para ofrecer mejor atención ante la masificación de centros hospitalarios".

La iniciativa también reclama a la Junta "las medidas necesarias para poner fin a la precariedad laboral y la inestabilidad en las contrataciones del personal en el sistema sanitario público".