Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:50
Autonomías > Andalucía

El parlamento pide la reversión total de la fusión hospitalaria en Huelva

La cámara también ha aprobado que la Junta inicie un proceso de negociación abierto

Parlamento andaluz.
El parlamento pide la reversión total de la fusión hospitalaria en Huelva
Redacción
Viernes, 09 de junio de 2017, a las 13:20
El Pleno del Parlamento andaluz ha pedido este jueves por unanimidad a la Junta que se proceda de forma inmediata a la reversión total de la fusión hospitalaria en Huelva asegurando de nuevo dos hospitales completos, el Juan Ramón Jiménez y el Infanta Elena, en cumplimiento de los mandatos de la Cámara y de las sentencias judiciales que anulan la fusión de los citados hospitales. Así se recoge en una proposición no de ley del PP-A, que ha sido aprobada parcialmente. Se ha rechazado, con los votos de PSOE-A y Ciudadanos, instar a la Junta a depurar las responsabilidades políticas y cesar a los responsables de la "situación catastrófica" en la que está inmersa la sanidad en la provincia.

Asimismo, se ha aprobado que la Junta inicie un proceso de negociación abierto, participativo y transparente con todos los agentes, incluyendo plataformas ciudadanas, usuarios y profesionales sanitarios, entre otros, para diseñar un modelo de gestión sanitaria que dé respuesta a las necesidades de los profesionales y de la ciudadanía.

En defensa de la iniciativa, el diputado del PP-A Manuel Andrés González ha denunciado que la fusión hospitalaria en la provincia de Huelva ha supuesto un recorte de unos 20 millones anuales, cierre de camas, pérdida de seiscientos puestos de trabajo y un aumento de las listas de espera.

Consideran que la situación no ha mejorado

A pesar de que la Administración andaluza anunció que paralizaría la fusión hospitalaria y que se solucionarían los problemas sanitarios en Huelva, según ha indicado, la realidad es que la situación no ha mejorado y continúan las grandes listas de espera, falta de médicos de familia y especialistas, los traslados de niños a hospitales de Sevilla por falta de UCI pediátrica, así como la falta de infraestructuras y prestaciones para que se dispensen los servicios necesarios que debe tener una sanidad de calidad. Ha señalado que la Junta ha "abandonado" la sanidad en Huelva y hoy hay incluso "ratones" que pasean por los hospitales.

Por su parte, la diputada del PSOE-A María Márquez ha indicado que la mayoría de las demandas que el PP-A incluye en su iniciativa ya se están llevando a cabo por parte de la Junta, como el aumento de los empleos en el ámbito sanitario. Ha indicado que, compartiendo con el PP-A el margen de mejora en la sanidad pública en la provincia, ha preguntado a Manuel Andrés González cómo se atreve a traer esta iniciativa al Parlamento cuando es el protagonista del caso "más vergonzoso" en materia sanitaria en la provincia de Huelva, en relación con el Chare de Lepe, que lleva cerrado un año.

El diputado de Podemos Jesús Romero ha indicado que Andalucía está a la "cola" en inversión por habitante en sanidad, pero la provincia de Huelva está "mucho peor", con importantes "carencias" en prestación de servicios sanitarios, al tiempo que es la que tiene mayor demora en listas de espera.

El parlamentario de Ciudadanos Julio Díaz ha señalado que, sin duda, el Gobierno tiene una vía de agua abierta en la provincia de Huelva con el tema sanitario, al tiempo que ha criticado que el PP-A haya tratado de "patrimonializar" las manifestaciones ciudadanas. Ha indicado que aunque la sanidad pública andaluza es manifiestamente mejorable, no pueden compartir la visión "catastrófica" del Partido Popular.

La diputada de IULV-CA Inmaculada Nieto ha manifestado que está plenamente justificada la movilización ciudadana en la provincia de Huelva, porque está anclada en una serie de carencias objetivas en la sanidad que legítimamente se esperan superar. Ha aconsejado que al PP-A que no haga de este tema una vía exclusivamente para "ganar votos", sobre todo, cuando el Gobierno del PP es responsable de importantes recortes en la sanidad pública.