19 de octubre de 2017 | Actualizado: Miércoles a las 20:30
Autonomías > Andalucía

Álvarez da prioridad a la "recuperación de los derechos de los sanitarios"

Marina Álvarez, consejera de Salud, detalla los ejes que seguirá su Departamento hasta final de legislatura

Marina Álvarez, consejera de Salud, durante la Comisión de Salud en el Parlamento de Andalucía, este martes.
Álvarez da prioridad a la "recuperación de los derechos de los sanitarios"
Redacción
Martes, 04 de julio de 2017, a las 20:30
La Consejería de Salud dará máxima prioridad a las urgencias, las listas de espera y las políticas de personal hasta el final de la legislatura, según ha detallado este jueves en Comisión parlamentaria la consejera de Salud, Marina Álvarez, durante su comparecencia para explicar las principales líneas estratégicas de su Departamento.

“Nuestro compromiso es dar un nuevo impulso a la acción del Gobierno de la Junta, en un momento en el que, superada una época de dificultad económica, podemos avanzar más en las políticas sociales, en beneficio de los andaluces y andaluzas”, ha afirmado la titular de Salud, quien ha añadido que “nuestra misión es clara: garantizar el derecho a la salud".  

Concretamente, Marina Álvarez ha detallado siete ejes de acción. El primero de ellos hace referencia a garantizar un sistema de salud más cercano a los derechos de la población, con servicios más accesibles y más participativos. Para ello, “la atención primaria requiere especial atención para que sea de verdad el eje vertebrador del sistema sanitario público de Andalucía”, ha subrayado. Por ello, y profundizando en la Estrategia de Renovación de Atención Primaria, puesta en marcha en 2016, de forma inmediata, se empezará a trabajar en el Proyecto Estratégico de Desarrollo de la Alta Resolución Diagnóstica y Terapéutica en Atención Primaria, cuyo objetivo es “mejorar la eficiencia y los tiempos de respuesta en nuestros centros”, ha dicho.

En este sentido, se incrementará la capacidad de resolución diagnóstica y terapéutica de los profesionales en los centros de salud, a fin de evitar interconsultas innecesarias y para que los pacientes lleguen a los especialistas del hospital con un diagnóstico, de manera que gran parte de estas consultas puedan ser de acto único. Según la consejera de Salud, se proporcionará a los médicos de familia acceso a los procedimientos diagnósticos de imagen, laboratorio, anatomía patológica y microbiología, entre otros. Y simultáneamente, se incrementará la formación de los profesionales y el equipamiento diagnóstico de los centros para conseguir una atención primaria de “alta resolución”.

Por otro lado, para contribuir a la equidad en la atención, mejorar la variabilidad clínica y la distribución de la población entre los equipos de atención primaria, se procederá a la implantación de la Estrategia de los ACG’s (Ajusted Clinical Groups), gracias a la cual, cada equipo médico-enfermera tendrá asignada una población ajustada según la complejidad de sus necesidades de salud. Esta implantación supondrá, en algunos casos, la incorporación de nuevos efectivos, para equilibrar las situaciones de mayor complejidad.

También se revisará y actualizará el programa de atención a pacientes crónicos a través de Planes Terapéuticos Personalizados (PTP). Tanto pacientes como personas cuidadoras serán atendidos por equipos funcionales donde, además del médico de familia y la enfermera de referencia, se incorporan médicos internistas, enfermeras gestoras de casos y trabajadoras sociales. Con ello, según ha explicado Álvarez, “se aumenta el tiempo de dedicación a estos pacientes y una mayor interrelación con los profesionales, mejorando el tiempo de respuesta”.

La investigación en atención primaria también se reforzará con un Programa de Investigación e Innovación. Así, además de la convocatoria competitiva, abierta y específica para la financiación de proyectos de investigación e innovación para este nivel asistencial, se facilitará formación específica para los profesionales que deseen realizar actividad investigadora, dándoles apoyo metodológico a través de estructuras cercanas a los profesionales y reconociendo dicha competencia investigadora.

Más estabilidad y derechos para los profesionales

Para Marina Álvarez, “los profesionales, que han demostrado su compromiso en los años más duros de la crisis, son un eje prioritario para el sistema sanitario público de Andalucía”, por lo que “avanzaremos en la recuperación de derechos, trabajaremos en la adecuación de las plantillas a las necesidades asistenciales, seguiremos fomentando la estabilidad en el empleo y retomaremos el reconocimiento de la carrera profesional”.

Así, la consejera ha recordado que se encuentra en tramitación la aprobación de la Oferta de Empleo Público del Servicio Andaluz de Salud (SAS) de 2017, que alcanzará un total de 3.553 plazas (2.555 para acceso libre y 998 para promoción interna). Su convocatoria está prevista para el segundo semestre del año. Sumada esta OPE a las anteriores (desde 2012), Andalucía habrá convocado 10.226 plazas a oferta pública “para mejorar la calidad en el empleo de nuestros profesionales”.

Asimismo, Álvarez ha recordado que desde Andalucía, junto a las organizaciones sindicales de la Mesa Sectorial, se ha reclamado al Gobierno de España una Oferta de Empleo Público Extraordinaria que acabe con la temporalidad que presenta el Sistema Nacional de Salud a consecuencia de las limitaciones en la tasa de reposición de personal y que en Andalucía alcanzaría las 32.211 plazas, de las más de 130.000 que se prevén para el conjunto del Estado.

También está previsto un nuevo concurso de traslados de sanidad para 2017 y que deberá incluir, al menos, un 50 por ciento de las plazas que han sido objeto del proceso de trasformación de eventuales a interinos. El SAS lo presentará a la Mesa Sectorial de Sanidad antes del 31 de julio para poder proceder a su convocatoria en el último trimestre de este año.

Álvarez ha recordado que el pasado 27 de junio la Mesa Sectorial de Sanidad acordó por unanimidad el procedimiento de reconversión de las plazas actuales de la categoría de enfermera a plazas de enfermera especialista en salud mental. Además, en el ámbito de desarrollo profesional, se realizará el Decreto de Plantilla y el Decreto de Selección y Provisión, que deberá ordenar la plantilla siguiendo los principios de eficiencia, racionalidad organizativa y buen gobierno que debe estar presente en toda actuación administrativa, según la titular de Salud.

Asimismo, se avanzará en la profesionalización del personal de gestión y servicios siguiendo el modelo de desarrollo profesional, tal y como ya existe en la carrera profesional prevista en el Estatuto Marco para el personal sanitario. También el SAS desarrollará una estrategia de provisión y selección de profesionales en zonas con especial dificultad con el fin de hacer más atractivo el trabajo en hospitales comarcales y centros de salud de zonas rurales, para lo que se espera poder contar con la colaboración de los agentes sociales.

Por otra parte, se seguirá impulsando la Estrategia de Formación basada en el desarrollo profesional por competencias, atendiendo a las necesidades presentes y futuras, en alianza con las Universidades y el Sistema de Formación de Especialistas. En este sentido, se potenciará la acreditación de competencias profesionales porque “la calidad es un objetivo irremplazable en el trabajo diario de nuestros profesionales”, ha añadido la consejera.

Igualmente, se impulsará el Modelo de Formación de Especialistas en Ciencias de la Salud del Sistema Sanitario Público, avanzando en la calidad de la formación especializada, con el fin de que los hospitales y centros de salud de Andalucía sean atractivos para los Especialista Internos Residentes (EIR). Para ello, ha esgrimido Álvarez, “antes de que finalice la legislatura, alcanzaremos las cifras de residentes que tenía la comunidad en 2013 y me comprometo a hacer una planificación, basada en las necesidades de especialistas, que nos permita incrementar la capacidad docente de nuestro sistema sanitario para aquellas especialidades que detectemos con mayor necesidad”.

Por último, se aprobará en el último cuatrimestre de este año el Plan de Igualdad de oportunidades entre mujeres y hombre en el Sistema Sanitario Público de Andalucía.