19 mar 2019 | Actualizado: 11:15

"Momento brutal en mi vida", gracias a las matronas del 12 de Octubre

Emocionante historia de un enfermero que aboga por utilizar las hojas de reclamación también para dar las gracias

El sanitario admite que rompió a llorar como una magdalena al cortar el cordón umbilical.
"Momento brutal en mi vida", gracias a las matronas del 12 de Octubre
mié 28 noviembre 2018. 15.30H
Pocos momentos marcan más en la vida de una persona que el nacimiento de un hijo. Y si encima en esa situación se cuenta con un equipo sanitario que lo hace todo más fácil, es algo que seguramente los protagonistas no olviden nunca, ya que como dice una famosa frase de Maya Angelou, "las personas olvidarán lo que les dijiste y lo que hiciste, pero nunca olvidarán cómo les hiciste sentir". 

Es el caso de Sergio, un enfermero que ha querido compartir su experiencia en Twitter tras el nacimiento de su pequeña María en el Hospital 12 de Octubre de Madrid. Para ello, abre un hilo en el que comienza explicando que su mujer empezó con contracciones de madrugada y se fueron al centro sobre las 6 de la mañana. Allí, la matrona "nos recibe con una sonrisa increíble y nos pasa súper rápido", usando el plural para decir "estáis de parto". 

En Atención al Paciente "también debemos reflejar el buen trato de los que nos cuidan"



De allí pasaron a dilatación donde fueron atendidos por Juanjo, de quien los padres han recibido "buenas palabras y mejores gestos, humano, sincero y explicándonos todo lo que pasaría paso a paso". Al despedirse Juanjo por su cambio de turno, les asegura que todo irá genial y que ha dejado todo el parto preparado, momento en que entra en acción Manuel, el anestesista. 

"Se le veía en sus ojos que llevaba una guardia bastante mala pero el tío a la primera epidural y con la mejor de sus sonrisas ha dicho 'ya no te va a doler Mari, así que tranquila'", escribe el enfermero, antes de comentar la aparición del matrón Sergio y de su residente Silvia. 

Según su exposición de los hechos, a partir de ese momento su hija tardó 15 minutos en nacer, "sana y enorme, su madre perfecta, todo de maravilla y de pronto me mira Sergio y me dice 'papá, ¿quieres cortar el cordón de tu hija?'", tras lo cual, el enfermero admite que "me he puesto a llorar como una magdalena". 

"Dar con gente como vosotros es un gusto"


La experiencia vivida le sirve a Sergio para "agradecer a todos y cada uno de los profesionales que nos atendieron hoy la amabilidad, profesionalidad y cercanía en esos momentos tan delicados. Gracias a Manuel y a Juanjo por pasaros vestidos de calle antes de iros a ver cómo estábamos, y gracias a Sergio y Silvia por hacer el trabajo que hicísteis y tratarnos como nos tratásteis. Dar con gente como vosotros da gusto"

Para que su mensaje no quede en el aire, el enfermero asegura que para dejar constancia "no hay nada mejor como pasarse por atención al paciente", donde "no solo se pueden poner reclamaciones, también debemos reflejar el buen trabajo de los que nos cuidan", asegura compartiendo la imagen del mensaje de agradecimiento que dejó en Atención al Paciente. 

Su hilo, con referencias a matronas, celadores, técnicos en cuidados auxiliares de enfermería (TCAE) y anestesistas ha sido recibido también con agradecimiento por diferentes miembros de los equipos sanitarios, que han recordado que incluso "limpiadoras y celadores suelen ser grandes aliados en los hospitales". 
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.