mié 16 octubre 2019. 13.12H
Europa Press

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

Un test permite detectar el linfedema de forma precoz con el fin de poder reparar el sistema linfático antes de su deterioro en pacientes operadas de cáncer de mama, así como en personas que han padecido cáncer de ovario, próstata o melanoma.

Un lindefema es la alteración del sistema linfático debido al tratamiento oncológico y suele manifestarse por un aumento anormal del volumen de un brazo. Suele producirse en entre un 20 y un 30 por ciento de las mujeres que padecen cáncer de mama y son sometidas a un vaciamiento axilar y, como consecuencia, estas pacientes ven mermada su movilidad y presentan un déficit del sistema inmunológico.

Así, en el mes en el que se celebra el Día Mundial Contra el Cáncer de Mama, la Clínica Planas acoge la II Jornada de Actualización del Tratamiento del Linfedema el próximo 29 de octubre, en la que cirujanos plásticos, fisioterapeutas y nutricionistas especializados en linfedema presentarán los últimos avances en el diagnóstico y tratamiento de esta enfermedad.

Uno de estos grandes avances médicos en el abordaje del linfedema que se presentará en la jornada es el programa de 'screening', donde se inscribe el mencionado test para un diagnóstico precoz.

EL TEST

El test se realiza mediante el escáner de fluorescencia con verde de indocianina y se trata de una prueba sencilla que se puede realizar en la consulta mediante una microinyección de verde indocianina en el brazo o en la pierna.

De este modo, la coloración verde permite ver cómo es el transporte de la linfa en la extremidad afectada por el tratamiento oncológico y comparar con la extremidad sana. Así, antes de que aparezca cualquier aumento de volumen, sensación de pesadez o linfangitis, se podrá detectar si hay un mal funcionamiento como consecuencia de la cirugía ganglionar hecha previamente.

Tal y como afirma el médico especialista en cirugía plástica y reconstructiva de Clínica Planas y director del Barcelona Lymphedema Research group, Jaume Masià, "el hecho de detectar el linfedema en una fase subclínica permite que el tratamiento quirúrgico aumente considerablemente su efectividad hasta casi un grado de restitución total".

La Jornada sobre linfedema también hará hincapié en el tratamiento del linfedema de un modo integral, desde diversas áreas médicas. En el ámbito quirúrgico, se mostrarán técnicas reductivas de riesgo de linfedema.

Por otro lado, se aportarán las claves del papel de la nutrición en los trastornos linfáticos y, asimismo, se verán los beneficios de aplicar la técnica de fisioterapia reductiva, un método para estimular el drenaje de la linfa a través de cuatro líneas de actuación: drenaje linfático manual, ejercicios pasivos, medidas de compresión y cuidados de la piel.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.