22 de noviembre de 2017 | Actualizado: Martes a las 21:35
Empresas > Tecnología

Plan renove para la tecnología sanitaria española: 1.400 millones en 4 años

Fenin calcula que serían necesarios unos 340 millones anuales y asegura que Hacienda y Sanidad ya trabajan en él

Ángel Lanuza, Margarita Alfonsel y Pablo Crespo, todos de Fenin.
Plan renove para la tecnología sanitaria española: 1.400 millones en 4 años
Martes, 31 de octubre de 2017, a las 13:50
La patronal de la tecnología y el producto sanitario Fenin cumple 40 años, cuatro décadas en las que los productos de este sector han revolucionado la práctica médica. Sin embargo, su secretaria general, Margarita Alfonsel, ha advertido de que  el parque tecnológico sanitario español afronta un “un problema importante de obsolescencia”, después de no haber hecho inversiones para renovarlo durante los años de crisis financiera.
 
Por ello, Fenin ha presentado una propuesta de plan renove en tecnología sanitaria, algo que es “una prioridad del Ministerio de Sanidad”, según Alfonsel. De hecho, este departamento “y el Ministerio de Hacienda ya completamente acordado que esto se abordarán, pero no sabemos cuándo y por cuanto”.
 
Sin embargo,  la patronal sí que tiene una cifra en mente. Serían unos 350 millones de euros anuales durante cuatro años, para llegar a un total de 1.400 millones. Y es que el 70 por ciento de los TAC, el 69 por ciento de los ecógrafos y el 81 por ciento de los equipos de soporte vital superaban, a finales de 2016, los cinco años de antigüedad.
 

La situación de Cataluña, que alberga a un 40% del sector, preocupa entre las compañías


La idea es alcanzar una situación que fuera coherente con las Golden Rules de la industria europea, que establecen que el 60 por ciento de los equipos instalados tengan cinco años o menos de antigüedad. “Ello sin tener en cuenta las dotaciones de nuevos centros u otras tecnologías también obsoletas”·, indica la patronal.
 
Con todo, Alfonsel reconoce que después de las donaciones realizadas por Amancio Ortega, dueño del Grupo Inditex, es necesario “calcular su dimensión para retraer las necesidades en los diversos hospitales”.
 
Cataluña
 
Esta es una de las situaciones que ha abordado Alfonsel en el encuentro que ha celebrado con medios de comunicación, en el que también ha transmitido la preocupación que hay en Fenin respecto a la situación de Cataluña, hogar del 40 por ciento del sector de la tecnología y del producto sanitario. “Seguimos atentos a la situación. Hemos tenido distintos encuentros internos para conocer las necesidades de las compañía allí y hemos constituido un grupo técnico” para abordar la situación.
 
Reconoce que no han cuantificado cuantas compañías del sector han dejado Cataluña, pero también ha añadido que “dentro de un tiempo haremos un balance”. 

IVA reducido 
 
De cara al futuro, Alfonsel ha destacado también que la patronal va a trabajar en lograr la extensión del IVA reducido  a más productos sanitarios en el futuro y ha reconocido que los planes de pago a proveedores puestos en marcha por el Gobierno en los últimos años “salvaron a muchas empresas”.
 
De hecho, gracias a esta medida, la morosidad pública al sector de la tecnología sanitaria está en unos 717 millones de euros con un plazo medio de pago de 91 días, aproximadamente el mismo que la industria farmacéutica. 


El código ético del sector de la tecnología y el producto sanitario entra en vigor el 1 de enero de 2018, con grades cambios en financiación de formación 


Código ético
 
En el encuentro también ha participado Pablo Crespo, director legal de Fenin, quien ha comentado el nuevo código ético y de autorregulación de la patronal, que se pone en marcha en 2018 y al que se están adhiriendo compañías no pertenecientes a  Fenin, según ha comentado.
 
Como ya informó Redacción Médica, “desde el 1 de enero del año que viene las empresas del sector de la tecnología y del producto sanitario no podrán asumir directamente los gastos de formación de los profesionales sanitarios, sino que tendrán que establecerse programas de becas por parte de las sociedades científicas y los hospitales. Serán ellos los que decidan quién se forma, con criterios de selección públicos, transparentes, objetivos y no discriminatorios”, ha indicado Crespo.
 
Con el fin de dar cumplimiento a este último punto, la patronal pondrá en marcha un logo que identificará a las instituciones que cumplan estas características, que están controladas mediante auditorías anuales realizadas por KPMG. Además, Fenin controlará que todos los eventos que se celebren se sometan a su ‘semáforo’ de autorregulación.
 
Toda financiación con objeto de formación que hagan las compañías se tendrá que publicar anualmente en un portal europeo. Esto pondrá fin a una de las grandes incógnitas del sector: cuánto dinero invierten las compañías en esta partida anualmente.

Por otro lado, y respecto al Brexit, tanto Ángel Lanuza, coordinador de la Plataforma Española de Innovación en Tecnología, y la propia Alfonsel han asegurado que la intención es seguir trabajando con la industria británica. “Hay un movimiento para que Reino Unido mantenga la misma legislación de productos sanitarios y que no se planteen problemas de carácter regulatorio”. 

Además, la patronal ha informado de que ya tiene en marcha varios pilotos con comunidades autónomas (particularmente Cataluña) para medir los resultados en salud de tecnologías y productos sanitarios, de los que espera avanzar los primeros resultados en 2018.