15 de diciembre de 2017 | Actualizado: Viernes a las 17:40
Política Sanitaria > Sanidad hoy

Princesa de Asturias para la alianza médico-robótica contra la discapacidad

El estadounidense Hugh Herr ha recibido el galardón

El estadounidense Hugh Herr.
Princesa de Asturias para la alianza médico-robótica contra la discapacidad
Redacción
Miércoles, 01 de junio de 2016, a las 18:50
El Premio Princesa de Asturias ha recaído en un auténtico bioingeniero, tal vez la especialidad profesional con mayor proyección en el sector sanitario del nuevo siglo. El estadounidense Hugh Herr ha recibido el galardón en la categoría de Investigación Científica y Técnica, según han revelado este miércoles los organizadores del certamen, y con ello la rama de la Ingeniería Sanitaria se apunta otro tanto en su ascenso como disciplina biomédica.

Con este reconocimiento –para el que sonó también la española Margarita Salas– se materializa una tendencia inequívoca a incorporar los conocimientos de ingeniería al ámbito de la Medicina aplicada, de la que Herr se ha erigido en representante internacional a raíz de su historia personal, que le llevó a quedarse sin piernas por un accidente y a estudiar, desde entonces, la manera de optimizar las prótesis del mercado que dan solución parcial a la carencia de extremidades.

El premiado no se conformó con la mera compensación de la falta de sus piernas con instrumentos de apoyo, y diseñó ortopedias que mejoraron de forma sustancial ciertas capacidades motoras como, por ejemplo, las que se revelan útiles para escalar montañas, deporte al que es muy aficionado y en el contexto del cual sufrió su desgracia.

Desde entonces, ha experimentado con su propio cuerpo diferentes variantes protésicas hasta el punto de crear complementos para las personas sanas que aumentan la capacidad y resistencia de sus posibilidades motrices.

Asimismo, Herr ha investigado acerca de una nueva clase de mecanismos de propulsión humana que amplifican la resistencia para actividades anaeróbicas, e incluso ha logrado fabricar zapatos elásticos que aumentan la suficiencia del corredor.

El Princesa de Asturias en Investigación Científica y Técnica recayó en 2015 en las bioquímicas Emmanuelle Charpentier y Jennifer Doudna por sus trabajos en la edición del genoma, y optaban a él este año 34 candidaturas.