20 de noviembre de 2017 | Actualizado: Lunes a las 21:50
Política Sanitaria > Sanidad hoy

Los últimos reductos médicos de la homeopatía en España

Solo el 19,2% de los colegios profesionales tiene alguna sección, comisión o grupo dedicado a terapias alternativas

Los últimos reductos médicos de la homeopatía en España
Ana Arregui
Sábado, 05 de agosto de 2017, a las 19:00
¿Qué espacio ocupan la homeopatía, las terapias alternativas y el resto de pseudociencias en los 52 colegios de médicos que hay en España? Cada vez más residual. Redacción Médica se ha puesto en contacto con cada uno de estos órganos profesionales provinciales, averiguando que ya solo el 19,2 por ciento de ellos da cobijo a estas prácticas.

Tras las recientes decisiones de los colegios de médicos de Madrid y Las Palmas de Gran Canaria de desterrar las pseudoterapias, solo quedan 10 entidades colegiales que dediquen una sección, una comisión o un grupo a estas cuestiones: Castellón, Valencia, Barcelona, Lérida, Tarragona, Asturias, Huesca (solo a acupuntura), Zaragoza (solo a medicina naturista y acupuntura), Valladolid y Santa Cruz de Tenerife.

Llama la atención la situación en la costa mediterránea: a partir de la frontera con Murcia y excluyendo a Gerona y Alicante, todas estas provincias dan cobijo a la homeopatía y otras terapias alternativas. Particularmente en Comunidad Valenciana, donde todos los colegios de médicos tienen algún espacio dedicado a las pseudociencias.

Sin embargo, este esquema puede que cambie ahora que Carmen Montón, consejera de Salud Pública y Sanidad Universal, ha decidido convertir el combate contra las pseudociencias, particularmente la homeopatía, en su batalla particular.

En cambio, para Vicente Baos, miembro del Observatorio contra las Pseudociencias de la Organización Médica Colegial (OMC), esta amplia representación en tierras levantinas tiene que ver con “lobbis locales. Gente que se ha movido bien y que se ha hecho notar”.


"Estamos relativamente molestos con la Organización Médica Colegial"


Postura de la OMC

La impresión transmitida por los colegios de médicos es la de que la decisión de desterrar las pseudociencias de sus instituciones llega motivada por la postura mostrada por la OMC al respecto, “pero cada colegio es autónomo”, recuerda Baos. “Es muy positivo que se desmonten estas estructuras, que al final sirven para dar algún tipo de validez oficial a algo que no lo tiene. No son estudios de Grado académicamente reconocidos, así que generar una sección sobre cosas que existen pero que no tienen aval científica es caer en una contradicción”.

Sin embargo, en el Colegio de Santa Cuz de Tenerife, uno de los 'rebeldes' que aún alberga una sección dedicada a terapias no convencionales, no ha gustado la forma de actuar del órgano que preside Serafín Romero. “Estamos relativamente molestos con cómo está llevando este tema la OMC, en el sentido de que ha metido en el mismo saco a todo el mundo, a las terapias alternativas con el espiritismo o con el curanderismo, todo en el mismo saco”, protesta Rodrigo Martín Hernández, su presidente. “No se puede poner en el mismo paquete a un médico con su formación sujeto a un tribunal deontológico que a un señor que está en la calle que ha hecho unos cursos, o no, y está sustituyendo tratamientos médicos. Eso es una locura”.

Así mismo, asegura que “el paternalismo ha desaparecido de la medicina, y la decisión de la terapia que se emplea al final está en manos del paciente. Y puede ocurrir que a un paciente se le convenza de una cuestión u otra, y eso está mal, pero es él quien decide”.

Además, considera que "nos estamos olvidando de el que debe decidir quiénes pueden practicar la homeopatía o las terapias alternativas es el poder legislativo. Y los legisladores no están legislando”.