Redacción Médica
26 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 14:40
Política Sanitaria > Sanidad hoy

FMI: España necesita más médicos para evitar la caída de la productividad

El envejecimiento de la fuerza de trabajo hace necesario tomar medidas sanitarias y de formación para mantener el PIB

Christine Lagarde, directora general de FMI.
FMI: España necesita más médicos para evitar la caída de la productividad
José A. Puglisi
Viernes, 19 de agosto de 2016, a las 11:30
El motor productivo de España envejece. El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha advertido que la edad media la fuerza de trabajo en la zona del euro está envejeciendo, lo que podría provocar un descenso del crecimiento de la productividad en los próximos años. En concreto, se prevé que la población de la zona del euro aumente entre un 15 y 20 por ciento en los próximos 20 años (hasta los 64 años), en este sentido también crecerá el número de jubilaciones.

Una de las soluciones para evitar la caída del Producto Interior Bruto (PIB) es potenciar el sistema sanitario. “Una mejora suficiente de este indicador tiene el potencial necesario para reducir sustancialmente los efectos negativos del envejecimiento sobre la productividad”, precisa el informe del FMI. De esta manera, destacan en contar con un sistema con la capacidad humana y tecnológica suficiente para satisfacer las nuevas necesidades de la población.

“Si bien un sistema de atención de la salud de buena calidad es claramente beneficioso para todos los grupos de edad, los grupos de mayor edad probablemente utilizarán más los servicios médicos y, por lo tanto, se beneficiarán de manera desproporcionada de las intervenciones públicas dirigidas a mejorar la atención de la salud”, indica el Fondo Monetario Internacional. Sin embargo, no es la única medida que recomienda, ya que también pone énfasis en la formación continua.

“Las políticas activas en el mercado de trabajo focalizadas en la capacitación o recapacitación de los trabajadores son otra vía importante para mitigar el impacto del envejecimiento”. El grueso del esfuerzo se deberá realizar en los trabajadores de mayor edad, dado que sus aptitudes en general están rezagadas con respecto a las nuevas tecnologías y requisitos laborales. Al mismo tiempo, hay la posibilidad de reducir la diferencia entre los ingresos brutos y los ingresos después de impuestos rebajando la tasa impositiva sobre el empleo marginal, e invertir en investigación y desarrollo.