16 nov 2018 | Actualizado: 13:25

Europa valora la sanidad española: muy eficiente, pero faltan enfermeras

Advierte de que el déficit de profesionales también se da a escala europea con los médicos generalistas

Xavier Prats, director general de Salud y Alimentación de la Comisión Europea.
Europa valora la sanidad española: muy eficiente, pero faltan enfermeras
jue 23 noviembre 2017. 13.00H
@EduOrtegaRM
Miguel Fernández de Vega
Uno de los principales valores del Sistema Nacional de Salud (SNS) en España son sus profesionales. Solo de esta manera se explica que, estando por debajo de la media de gasto sanitario de la Unión Europea, nuestro país sea uno de los estados miembro con menor tasa de mortalidad tratable (la más baja en el caso de las mujeres, de hecho). De hecho, Xavier Prats, director general de Salud y Alimentación de la Comisión Europea, cataloga la labor de este colectivo profesional de "excelente". 
 
Así lo indica el órgano ejecutivo de la Unión Europea en su informe State of Heath in the EU, en el que, sin embargo, también avisa de que la falta de efectivos puede poner al sistema español en un brete. A pesar de que el número de médicos por cada 1.000 habitantes en España es superior a la media de la UE (3,8 frente a 3,6), esto no se cumple en el caso de las enfermeras. Solo hay 5,3 miembros de este colectivo profesional por cada 1.000 habitantes, muy por lejos del cómputo general europeo (8,4). De hecho, la ratio enfermera-médico de España es una de las más bajas de los países de la UE.
 
“La preocupación acerca de la escasez de este tipo de profesionales va en aumento”, advierte la Comisión, que indica que la media de graduados se ha mantenido alrededor de los 10.000 al año entre 2009 y 2014, pero también que “la crisis económica y las reducciones de los presupuestos sanitarios tuvieron unas implicaciones importantes en la emigración de enfermeros desde España”.
 
En 2014 y 2015, más de 4.000 enfermeras formadas en España se trasladaron a Reino Unido para aprovechar mejores oportunidades laborales. “Esto plantea la cuestión de si España está obteniendo un buen rendimiento de sus inversiones públicas en estudios de Enfermería”.

Xavier Prats, director general de Salud y Alimentación de la Comisión Europea, junto a Dimitri Barua, de Comunicación de la Comisión

Xavier Prats, director general de Salud y Alimentación de la Comisión Europea, junto a Dimitri Barua, de Comunicación de la Comisión

 
En cambio, si bien España afronta una crisis por falta de profesionales de Enfermería, el conjunto de la Unión Europea prevé problemas en el futuro para lograr reponer los médicos generalistas o de Atención Primaria (AP) que se jubilarán entre este año y 2025. Así lo ha indicado Prats en un encuentro con los medios de comunicación, en Madrid: “En general el tema de los profesionales será un problema que en general habrá que tratar, particularmente en el caso de los generalistas”, y ha advertido de que una de las causas es que “la última opción de los estudiantes de Medicina es acabar siendo generalistas. Hay abordar este problema también desde el punto de vista de la educación”.
 
Y todo ello a pesar de que se prevé que la fuerza de trabajo sanitaria crezca un 7,8 por ciento en los próximos ocho años, con 1,8 millones de nuevos empleos. Sin embargo, también hay que matizar que los miembros de este colectivo profesional con más de 50 años se han incrementado hasta suponer 34,1 por ciento del total en 2016.
 
Pero el horizonte se antoja complicado si no se toman medidas rápidas, y Prats ha puesto un ejemplo muy ilustrativo de la situación: un país como Austria perderá al 40 por ciento de sus médicos generalistas por jubilaciones, sin personal con el que reponerlos.
  

La Comisión considera "excesivas" las intervenciones quirúrgicas que se realizan en España


Cirugías
 
El documento recoge otros datos relevantes sobre España, donde a pesar de que se ha reducido el número de intervenciones quirúrgicas, para la Comisión siguen siendo “excesivas” y reclama un mayor uso de la cirugía ambulatoria para reducirlas y liberar recursos.
 
La evolución hacia un sistema con cada vez más atención ambulatoria es parte de la razón por la que el número de camas y la duración media de estancia hospitalaria han ido descendiendo gradualmente en nuestro país. Con ella, también se pretende abordar un “antiguo problema en España”: los tiempos de espera en distintos servicios sanitarios, que han vuelto a aumentar tras la crisis económica y está muy por encima de países como Italia y Portugal.
 
El informe también llama la atención sobre otro problema a solventar en España: las importantes variaciones entre las comunidades autónomas, no solo en gasto sanitario, sino también en la oferta de médicos y otros trabajadores sanitarios, en las actividades de atención y en los tiempos de espera. Así mismo, recuerda que la reforma sanitaria de 2012 ha provocado que algunos de los costes de la atención y de los medicamentos recayeran directamente en los hogares. De hecho, las familias pusieron un 24 por ciento del gasto sanitario total.
 
Prevención
 
Por otro lado, Prats ha querido dar la alarma sobre un problema en particular: los estados miembro de la UE invierten solo un tres por ciento de sus presupuestos sanitarios en prevención, mientras que el 80 por ciento de los mismos se tienen que dedicar al abordaje de patologías crónicas.
 
Para cambiar este esquema, la Comisión propone un mayor empleo de la atención ambulatoria y de sistemas de atención sanitarios integrados. Precisamente, en ambos aspectos, España está por encima de la media Europea, al igual que en inversión en prevención, ha explicado el alto directivo de la UE.

Acceda al informe sobre la sanidad española de la Comisión Europea
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.