El catedrático Lluís Serra Majem advierte de los riesgos del Nutriplato

El médico e investigador, uno de los más citados del mundo, analiza sus consecuencias en la dieta mediterránea

Lluís Serra Majem, catedrático de Medicina Preventiva y Salud Pública.
El catedrático Lluís Serra Majem advierte de los riesgos del Nutriplato
mié 20 noviembre 2019. 23.00H
Desde hace algún tiempo, Nestlé está distribuyendo de forma gratuita el ‘Nutriplato’, un producto que la propia marca comercial define de la siguiente forma: “Es un plato de tamaño real, de 26x26 cm, que te muestra las proporciones adecuadas de los grupos de alimentos que deben formar parte de las dos comidas principales: la comida y la cena. Pensado para niños de entre los 4 y los 12 años, es el método ideal para conseguir que tus hijos sigan una dieta sana y equilibrada”.

Desarrollado por la citada empresa y el Hospital Sant Joan de Déu, no cuenta en cambio con la aprobación de toda la comunidad médica y científica. Es el caso de Lluís Serra Majem, doctor en Medicina y Especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública, desde 1995 Catedrático de esta especialidad en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. Serra es uno de los científicos más citados del mundo según los últimos rankings de Clarivate Analytics, antigua rama de la agencia Thomson Reuters dedicada a la propiedad intelectual y a la ciencia.

Manel del Castillo, director gerente del Hospital Sant Joan de Déu; y Laurent Dereux, director general de Nestlé España.

En declaraciones a Redacción Médica, admite que el Nutriplato fomenta el riesgo de romper con la pirámide de alimentación. “La pirámide ha cuajado mucho, los niños la manejan muy bien, conocen lo que indica, las proporciones… volver a reinventar la rueda me parece temerario”.

Se refiere a “la rueda” porque ese era el nombre que un primer 'boceto' de Nutriplato recibía cuando se creó “en el año 1943, el cual tuvo una primera reinvención en la Universidad de Harvard en 2011. “Parece que ha vuelto esa corriente”, se lamenta pues, según su criterio, “cuando pensamos en alimentación, no solo pensamos en nutrición: hay que pensar en la cultura, en la sostenibilidad”.

"Conlleva mucha confusión"


Serra dice esto porque el Nutriplato puede generar otro riesgo: introducir la idea del plato único. “Desde el punto de vista conductual conlleva mucha confusión”, explica en este sentido.

“El meter todo en un plato ‘cruje’ muchísimo porque si algo tiene la dieta mediterránea son esos tres platos con uno principal, otro más ligero y un postre que debería ser siempre fruta. Si metemos todo en un plato único, se convierte todo en una cochinada”, señala el también fundador de la Academia Española de Nutrición y Ciencias de la Alimentación.

Para el catedrático, que asiente cuando se le pregunta si el Nutriplato es un enemigo de la dieta mediterránea, éste “puede generar confusión entre comer las cantidades adecuadas con que haya que comer todo junto”. Lo que “rompe con la regla ordinaria de los tres platos”.

Y es que a su juicio, aunque “puede ser útil en educación nutricional, hay datos de percepción de la población que les traslada a lo que es el plato combinado, típico de la España turística de los años ochenta”.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.