Un estudio mexicano evidencia que la falta de calcifediol produce un aumento del riesgo de mortalidad por Covid

Covid-19: el déficit de vitamina D, relacionado con trombos e inflamación


15 mar 2021. 12.30H
SE LEE EN 3 minutos
La deficiencia de vitamina D, en pacientes Covid, se ha asociado a enfermedades infecciosas, a producir complicaciones trombóticas y a potenciar la tormenta de citoquinas, que generan un estado proinflamatorio y malos resultados pulmonares, según lo detalla un estudio preimpreso realizado en Ciudad de México y publicado en medRxiv, el cual explicó también la función protectora de la vitamina D.

DIRECTO | Última hora y novedades sobre el coronavirus Covid-19

La investigación mexicana contó con una muestra de 551 personas, en los cuales los niveles bajos de vitamina D estaban presentes en un 45,6 por ciento, mientras que un 10,9 por ciento, estaba presente en personas que presentaron niveles muy bajos. Este último grupo, se asoció con marcadores inflamatorios, protrombóticos, metabólicos de gravedad y mortalidad.  El aumento del riesgo de mortalidad por coronavirus por niveles bajos de vitamina D, fue independiente del índice de masa corporal (IMC) y la grasa epicárdica.

"Un nivel de vitamina D adecuado sugiere que la probabilidad de mortalidad es baja. El aumento del riesgo de mortalidad por Covid fue, en parte, por el efecto de la vitamina D sobre los marcadores de gravedad de la enfermedad, como el dímero D y troponinas cardíacas ultrasensibles, independientes del IMC y la grasa epicárdica (mostraron efectos sobre mortalidad por Covid-19, independientemente de los niveles de vitamina D)", explican los autores de la publicación.

La investigación sugiere que la vitamina D puede ser un marcador de una respuesta alterada a la infección dentro del epitelio pulmonar, sobre todo en aquellos con deficiencia grave.

Función protectora de la vitamina D


Los mecanismos fisiológicos por los cuales la vitamina D ejerce una función protectora incluyen inmunidad innata mejorada, incluido el aumento de las barreras físicas a la infección y la optimización de la inmunidad adaptativa. Además los niveles de administración adecuados, favorecen el mantenimiento del tejido protector, preservando las uniones estrechas, abiertas y adheridas, las cuales son perturbadas por el virus.

Los autores especulan que el calcifediol puede reducir la gravedad de la enfermedad. Para ello, señalan que se necesitan ensayos con una mayor muestra de participantes, controlados y aleatorios, para evaluar adecuadamente esta afirmación y, a su vez, si la suplementación con vitamina D puede afectar significativamente el riesgo de la población. 

"Este estudio tiene ciertas fortalezas y limitaciones. Incluyó un gran número de pacientes con perfiles de riesgo heterogéneos, en los que se midió una variedad de parámetros de gravedad de la enfermedad. Además, se llevó a cabo una serie de pruebas estadísticas para asegurar una posibilidad mínima de confusión residual. Sin embargo, es necesario reconocer algunas limitaciones para interpretar adecuadamente este estudio", concluyen los autores de la investigación.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.