El catedrático de Matemáticas Juan Luis Fernández-Martínez explica las variables que influyen en la positividad

Covid: Las matemáticas predicen llegar al objetivo de incidencia en 7 días
Tendencia de casos por cada 100.000 habitantes realizada por Juan Luis Fernández-Martínez.


03 mar 2021. 17.45H
SE LEE EN 5 minutos
El objetivo marcado por el Gobierno de cara a la Semana Santa es llegar a una incidencia acumulada en los últimos 14 días de 50 casos de Covid-19 por cada 100.000 habitantes. Según los datos ofrecidos por el Miniserio de Sanidad este martes 2 de marzo, ninguna comunidad lo cumple. Pero si se atiende solo a la última semana, Baleares, Cantabria, la Comunidad Valenciana, Extremadura y Murcia sí lo consiguen. Y otras están en camino. ¿Sería, por tanto, factible llegar a esta cifra? El matemático Juan Luis Fernández-Martínez, de la Universidad de Oviedo, responde en base a "razonamientos lógicos y modelos especulativos". 

Para hacer su cálculo, Fernández-Martínez explica que, en un lado de la balanza, están el clima y la inmunización de grupo, tanto por la vacunación como por las personas que ya se han contagiado. Al otro se encuentran las nuevas variantes, que están desbaratando la tendencia de casos. Con estos factores, y según el modelo predictivo de la evolución de la pandemia de Covid-19 de este catedrático de Matemática Aplicada, en una semana podríamos llegar a esos 50 casos de media

DIRECTO | Última hora y novedades sobre el coronavirus Covid-19

"La tercera ola está en descenso. El virus tiene una dinámica propia. Incluso hay veces que da la sensación de que es independiente de las restricciones que se hagan: si no las hay, el ascenso de la curva es más rápido y el pico es más amplio. Y si se restringe, el pico es más bajo, pero se tarda más en calcular el número de infectados", señala. 


"A finales de julio, si la vacunación se realiza bien, el virus puede estar bastante controlado"


El clima es, por tanto, uno de los factores a tener en cuenta en el cálculo. A solo dos semanas de que comience la primavera, los cambios de temperatura ayudan a que las cuentas sean más optimismas. "Vamos hacia mejor clima, y eso es fundamental. En un artículo, que ya ha sido aceptado en una revista, señalamos que las temperaturas influyen en la transmisión. El efecto no es muy elevado, pero no es despreciable: hemos cuantificado que en España, por cada grado de temperatura más, hay 8,5 infectados diarios menos por millón de habitantes", asegura.

Es decir, que si de aquí a un mes subiera la temperatura media unos 10 grados centígrados, habría que multiplicar los 47,3 millones de habitantes por esos 8,5 infectados y por diez: habría unos 4.000 infectados menos al día.

La inmunización es otra variable 


La otra variable favorable es que cada vez hay más inmunización de grupo. El matemático asegura que calculan que entre el 20 y el 30 por ciento de la población en España puede estar ya protegida frente a los contagios. "En la primera ola vimos que el número de infectados reales es de media 5,5 o 6 veces el número de PCR positivas", asegura. 

Ese porcentaje, que cada vez va a más gracias, sobre todo, a la vacunación, se restaría en el cálculo a la hora de multiplicar la tasa de infección. Así que cuantas más personas inmunizadas haya, más baja será en el modelo esta tasa, que a su vez está relacionada con la tasa de positividad. 

Todo apunta, por tanto, a que el número de infectados sea cada vez más bajo. Pero ahora tienen en contra a las nuevas variantes. "Hacen que sobre la misma población haya mayor infectividad", señala. Suponiendo que cada variante sea un 1,55 por ciento más infecciosa, habría que multiplicar este número para calcular la tasa de infección. 

"Lo que puede estar pasando es que haya ahora mayor infectividad de estas variantes, pero debido a las temperaturas y a la inmunización el efecto no se vea; que todos las variables se cancelen. Por lo tanto, puede estar ocurriendo dos situaciones: o que haya un pequeño repunte -que, a no ser que fallen las vacunas no será muy potente- o que estemos en un valle", explica. En este último caso, sería una pandemia "de cola larga".

"De una u otra manera, a finales de julio, si la vacunación se realiza bien, el virus puede estar bastante bien controlado", asegura a este medio el matemático. Y, según sus cálculos, en Semana Santa el riesgo en España ya será bajo. Es decir, por debajo de 50 casos por cada 100.000 habitantes. Con todo, y tal y como han señalado los epidemiólogos a este medio, aún falta más tiempo para que eso sea sinónimo de normalidad

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.