Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:00
Empresas > Privada

Sanitas La Zarzuela y La Moraleja suman el sistema Da Vinci en sus cirugías

Este tipo de técnicas maximizan la seguridad quirúrgica y el éxito del tratamiento en pacientes en patologías complejas

Ignacio Moncada, jefe del Servicio de Urología de Sanitas La Moraleja.
Sanitas La Zarzuela y La Moraleja suman el sistema Da Vinci en sus cirugías
Redacción
Lunes, 02 de octubre de 2017, a las 13:20
Sanitas apuesta por la cirugía robótica avanzada como técnica para maximizar la seguridad quirúrgica de los tratamientos en pacientes con patologías complejas. Y claro ejemplo de ello está en dos de sus centros han incorporado recientemente la última generación del sistema Da Vinci. En concreto son el Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela y el de La Moraleja. En el caso del primer centro, su Unidad de Cirugía Robótica ha realizado más de 600 intervenciones de este tipo en los últimos años.

“Hemos incorporado el sistema robótico más avanzado del mundo porque los avances tecnológicos redundan en una mayor seguridad para el paciente. Nuestros resultados clínicos muestran que el sistema robótico aumenta la precisión y la eficacia de los tratamientos y mejora la experiencia global del paciente”, explica 
Ignacio Moncada, jefe del Servicio de Urología de Sanitas La Zarzuela y coordinador de la Unidad de Cirugía Robótica. 

Reduce el número de complicaciones y secuelas

Esta experiencia global del paciente se concreta en aspectos muy relevantes para la calidad de vida de las personas: “El nuevo equipo muestra menos complicaciones y un menor número de secuelas. Esto es particularmente relevante en el caso de la cirugía de próstata, ya que la incontinencia o la disfunción eréctil tienen un impacto muy importante sobre la calidad de vida de los pacientes”.

El sistema Da Vinci maximiza el talento y la habilidad del cirujano para realizar maniobras imposibles para la mano humana en espacios muy reducidos y añade un plus de precisión en cuanto al visor del campo quirúrgico: “Esta nueva generación del Da Vinci incorpora un visor 3-D de alta definición con zoom y enfoque automático, lo que nos permite identificar con mucha nitidez estructuras muy pequeñas. Esto nos permite realizar cirugías mucho más precisas y con menos riesgo de daño a estructuras vecinas”.

Además, el nuevo equipo cuenta con un sistema de visión fluorescente que, tras la inyección intravenosa de una sustancia (verde de indocianina) permite ver la vascularización de las estructuras. “Esto nos permite extirpar con un mayor margen de seguridad un tumor, que vemos perfectamente iluminado, reduciendo así los riesgos de daño a tejido sano y maximizando la efectividad clínica”, ha añadido el especialista.

Otra de las ventajas de la nueva generación del robot es que amplía el abanico de aproximaciones quirúrgicas: “Añade mucha versatilidad para la colocación del paciente, de modo que facilita mucho más el acceso quirúrgico a la zona que necesitamos intervenir”. En cualquier caso, el sistema Da Vinci no opera solo, sino que requiere de un especialista formado en este tipo de intervenciones.

Sanitas, único grupo privado que tiene esta tecnología

La incorporación del nuevo equipo al Hospital Universitario Sanitas La Zarzuela ha permitido que el Hospital Universitario Sanitas La Moraleja sume a su arsenal terapéutico el robot quirúrgico, para extender esta prestación a los dos hospitales del grupo en Madrid. Sanitas Hospitales se convierte así en el único grupo privado que cuenta con la tecnología quirúrgica más avanzada al servicio de sus pacientes.