La formación morada reclama a los socialistas que "entren en razón" y apuesten de forma "rotunda" por la sanidad pública

Podemos espera que el PSOE acepte enmiendas a la "privatización" sanitaria
Pablo Fernández, portavoz de Unidas Podemos.


08 nov 2021. 12.10H
SE LEE EN 2 minutos
Unidas Podemos se mantiene firme en su rechazo hacia una Ley de Equidad, Universalidad y Cohesión que considera que fortalece la privatización del sistema sanitario. En este sentido, la formación morada ha instado al PSOE, su socio en el Gobierno central, a aceptar sus enmiendas para “revertir ese proceso” y hacer “una apuesta inquebrantable” por la sanidad pública.

En estos términos se ha expresado el portavoz de Unidas Podemos, Pablo Fernández, en una rueda de prensa en el Congreso en la que ha vuelto a subrayar la “disconformidad” de su partido en torno a un proyecto de ley que será aprobado este mismo lunes y que entre otras medidas propone herramientas para impedir nuevos copagos sanitarios a la ciudadanía.

El partido morado critica que este proyecto mantiene en vigor la ley 15/97 impulsada por el Gobierno de José María Aznar, que “abre la puerta a la privatización de la sanidad”.

“Es el momento de desprivatizar y hay que aprovechar la oportunidad para cerrar esa puerta”, ha apuntado Fernández. En este sentido, ha reclamado a sus socios de Gobierno que “entren en razón” y apuesten de forma “rotunda” por la sanidad pública.

Acuerdo de coalición por la sanidad pública


No es la primera vez que Unidas Podemos se posiciona públicamente en contra de esta norma. Tanto Pablo Echenique como la responsable de Sanidad del partido en la Cámara Baja, Rosa Medel, recalcaron la semana pasada que, con la supresión de dicha ley, buscan "blindar" el modelo de gestión pública directa, máxime tras un contexto de pandemia donde se ha evidenciado la importancia de fortalecer la sanidad pública.

También detallaron que esta iniciativa forma parte del acuerdo de coalición suscrito por el PSOE y, por tanto, el Ministerio de Sanidad y los socialistas conocen sus planes.

Echenique manifestó que la externalización "va en contra del interés general" y solo sirve para "enriquecer" a grandes corporaciones del sector, pues implica un coste mayor para las arcas públicas que la gestión pública directa. Mientras Medel apuntó que la gestión indirecta cambia la visión de la sanidad pública al pasar "de ser un derecho a un negocio", además de una "ruptura" con el principio de "equidad" del Sistema Nacional de Salud.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.