Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 14:25
Especialidades > Oncología Médica

El Virgen de la Victoria implanta una pulsera codificada en Oncohematología

Este sistema ayudará a disminuir los riesgos y mejorará la seguridad de los pacientes

Exterior del Hospital Virgen de la Victoria.
El Virgen de la Victoria implanta una pulsera codificada en Oncohematología
Redacción
Martes, 26 de junio de 2018, a las 13:40
El Hospital Virgen de la Victoria ha implantado un Sistema de Identificación Inéquivoca para pacientes oncohematológicos, que serán identificados a través de una pulsera codificada que portarán desde el momento de la prescripción del tratamiento hasta la finalización de la dosis de administración.

Esta nueva medida, de la que se beneficiarán más de 80 pacientes cada día, forma parte de la Estrategia de Seguridad del Paciente que la Unidad de Gestión Clínica Intercentros de Oncología Médica está llevando a cabo dentro de las actividades de prácticas seguras.

Para conseguir la implementación de esta medida de seguridad a todos los pacientes ambulatorios se ha instalado un adesógrafo (impresora de pulseras) en cada una de las consultas externas del área de Onco-hematología, de forma que al mismo tiempo que el facultativo realiza la prescripción electrónica del tratamiento prescrito, la técnico auxiliar procede a imprimir y a colocar al paciente la pulsera de identificación correspondiente.

Por su parte, el supervisor del Área Ambulatoria de la Unidad de Gestión Clínica Intercentros de Oncología Médica, Miguel Ángel Sánchez, ha expresado su agradecimiento por la "colaboración de todos los profesionales de la unidad en facilitar la puesta en marcha de esta medida que sin duda ayudará a disminuir los riesgos y mejorará de forma continua la seguridad en el hospital de día".

Además, desde el área de Seguridad del Paciente del hospital se insiste en la importancia de la implicación, tanto de los profesionales como de los ciudadanos para mejorar todos los sistemas de identificación del paciente, que ayudan a continuar avanzando en las líneas de mejora para garantizar los máximos niveles de calidad y de seguridad en la atención en todas las áreas asistenciales.