Cae por primera vez el número de hombres fumadores a nivel mundial

La OMS recuerda que los países están lejos de alcanzar el objetivo de reducir el consumo tabáquico un 30% para 2025

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS.
Cae por primera vez el número de hombres fumadores a nivel mundial
jue 19 diciembre 2019. 11.40H
Por primera vez, la Organización Mundial de la Salud (OMS) divulga que la cantidad de hombres que consumen tabaco está disminuyendo. Lo califican como "un cambio potente en la epidemia mundial del tabaco". Los hallazgos, que ya han sido publicados en un nuevo informe del organismo, demuestran cómo la acción dirigida los gobiernos puede proteger a las comunidades del tabaco, salvar vidas y evitar que las personas sufran daños relacionados con él.

"La disminución del consumo de tabaco entre los hombres marca un punto de inflexión en la lucha contra el tabaco", ha señalado el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.


"La disminución en el consumo está impulsada por los gobiernos que son más duros con la industria del tabaco"


"Durante muchos años, hemos sido testigos de un aumento constante en el número de hombres que usan productos de tabaco mortales. Pero ahora, por primera vez, estamos viendo una disminución en el consumo masculino impulsada por los gobiernos que son más duros con la industria del tabaco. La OMS continuará trabajando estrechamente con los países para mantener esta tendencia a la baja", ha rematado. 

Durante casi las últimas dos décadas, el consumo global de tabaco, en general, ha disminuido en aproximadamente 60 millones de personas, según la tercera versión del informe global de la OMS sobre las tendencias en la prevalencia del consumo de tabaco 2000-2025.

Esto ha sido impulsado en gran medida por las reducciones en el número de mujeres que usan estos productos (346 millones en 2000 hasta 244 millones en 2018, o una caída de alrededor de 100 millones). Durante el mismo período, el consumo de tabaco masculino aumentó en alrededor de 40 millones, de 1.050 millones en 2000 a 1.093 millones en 2018.

Se prevé que disminuya en un millón en 2020


Pero positivamente, el nuevo informe, que no ha incluido los cigarrillos electrónicos, muestra que el número de fumadores hombres ha dejado de crecer y se prevé que disminuya en más de un millón en 2020, en comparación con los niveles de 2018, y cinco millones menos en 2025.

Para 2020, la OMS proyecta que habrá 10 millones menos de consumidores de tabaco, hombres y mujeres, en comparación con 2018, y otros 27 millones menos para 2025. Suman en total 1.299 millones. Alrededor del 60 por ciento de los países han experimentado una disminución en el consumo de tabaco desde 2010.

"Las reducciones en el consumo mundial de tabaco demuestran que cuando los gobiernos introducen y fortalecen sus acciones integrales basadas en evidencia pueden proteger el bienestar de sus ciudadanos y comunidades", ha explicado Ruediger Krech, director de Promoción de la Salud de la OMS.


No alcanzan el objetivo global 


A pesar de tales avances, el progreso en el cumplimiento del objetivo global establecido por los gobiernos para reducir el consumo de tabaco en un 30 por ciento para 2025 sigue estadno lejos. Según el progreso actual, se logrará una reducción del 23 por ciento. Actualmente, solo 32 países están en camino de alcanzar el objetivo.


"Sin una acción nacional intensa, la caída del consumo no cumplirá los objetivos de reducción global"


Sin embargo, la disminución proyectada en el consumo de tabaco entre los hombres, que representan a la abrumadora mayoría de los consumidores de tabaco, puede aprovecharse y utilizarse para acelerar los esfuerzos para alcanzar el objetivo global, ha señalado Vinayak Prasad, jefe de la Unidad de Control del Tabaco de la OMS.

"Hay menos personas consumen tabaco, lo cual es un paso importante para la salud pública mundial", ha explicado Prasad. “Pero el trabajo aún no está hecho. Sin una acción nacional intensa, la caída del consumo no cumplirá los objetivos de reducción global. Nunca debemos ceder en la lucha contra Big Tobacco". 

Otros hallazgos clave 


El informe también señala que aproximadamente 43 millones de niños (de 13 a 15 años) consumieron tabaco en 2018 (14 millones de niñas y 29 millones de niños).

El número de mujeres que consumieron tabaco en 2018 fuede 244 millones. Para 2025, debería haber 32 millones menos de consumidoras. La mayoría de las ganancias se están logrando en países de bajos y medianos ingresos. Europa es la región que avanza más lentamente en la reducción del consumo de tabaco entre las mujeres.

Además, indican que cada vez más países están implementando medidas efectivas de control del tabaco, que están teniendo el efecto deseado a la hora de reducir su consumo.

Los impuestos al tabaco no solo ayudan a reducir el tabaquismo y los costes de la atención médica, sino que también representan un flujo de ingresos para financiar el desarrollo en muchos países.

Ocho millones de muertes al año 


Cada año, más de ocho millones de personas mueren por las consecuencais del tabaco. Aproximadamente la mitad de sus consumidores. Más de siete millones de esas muertes son por consumo directo de tabaco, mientras que alrededor de 1,2 millones se deben a que los no fumadores están expuestos al humo de segunda mano.

La mayoría de las muertes relacionadas con el tabaco ocurren en países de bajos y medianos ingresos, áreas que son objeto de interferencia y comercialización intensivas de la industria tabacalera.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.