Rebaten 'uno a uno' los argumentos que maneja Sanidad contra Bexsero

Federico Martinón-Torres, pediatra e investigador en vacunología, analiza el documento que maneja el ministerio

Exteriores del Ministerio de Sanidad.
Rebaten 'uno a uno' los argumentos que maneja Sanidad contra Bexsero
mié 13 febrero 2019. 17.30H
Federico Martinón-Torres es pediatra e investigador clínico, jefe del Servicio de Pediatría del Hospital Clínico Universitario de Santiago, miembro de la Asociación Española de Pediatría, y coordinador de la unidad de investigación en vacunas del Instituto de Investigación Sanitaria de Santiago. Un experto que defiende la vacunación como mejor arma de prevención contra las enfermedades y que en esta entrevista a Redacción Médica analiza el borrador ministerial publicado en exclusiva por este periódico, que propone mantener fuera del calendario vacunal la vacuna Bexsero (4CMenB) contra las enfermedades meningocócicas del serotipo B.

¿Es cierto que no se sabe cómo puede funcionar Bexsero en España, tal y como se indica por “las diferencias en la expresión de las lipoproteínas” en función de la geografía?

No existe un sistema fiable para predecir con certeza si la vacuna va a funcionar. ¿Puede haber diferencias geográficas?, sí; también las hay de predisposición genéticas. Desde el punto de vista de Salud Pública no debería ser un factor determinante sino orientativo en la toma de decisiones

Incluso aunque las cepas circulantes no tengan una identidad exacta con los antígenos de la vacuna, sabemos por ejemplo que puede funcionar frente a cepas que ni siquiera incluyen los antígenos vacunases. Es decir, a lo mejor no tienes el anticuerpo que acaba con el antígeno que expresa ese meningococo pero la suma de todos ellos es capaz de vencerlos.

¿Qué opina del argumento que afirma que Bexsero no es capaz de generar protección comunitaria?

Eso casi nunca lo sabemos de ninguna vacuna en el momento de introducirla en un calendario. Es un valor añadido importante cuando existe que redunda en el coste-efectividad, y un condicionante en la forma de uso de la vacuna. Pero que exista o no protección comunitaria no pone en duda la protección directa. Puede que la vacuna no tenga beneficios indirectos, pero eso no significa que no proteja a aquellos que se vacunan.


"Tenemos datos tras la vacunación de 9 millones de sujetos que constatan la seguridad de Bexsero"


¿Es válido rechazar la inclusión de Bexsero en el calendario por el supuesto “alto índice de consultas por cuadros febriles”?

Tenemos muchos datos postcomercialización, tras la vacunación de más de 9 millones de sujetos, y publicaciones desde el Reino Unido que constatan la seguridad de la vacuna, sin señales de seguridad.  El incremento de fiebre al que se hace referencia no ha supuesto un ningún impacto significativo en los sistemas de salud y mucho menos de aceptación de la vacuna. Es un riesgo más teórico que real, y ya no digo si además esos niños están atendidos por un pediatra.

Además el documento ministerial dice que Bexsero tiene “potencial de proteger frente a serogrupos meningocócicos no B.

Si, ahí el propio ministerio reconoce un valor añadido a la vacuna y que posiblemente es cierto. Los datos de laboratorio nos  sugieren que las vacunas frente a meninococo B puede tener protección no solo frente a meningococo B sino también sobre otros serogrupos como  C, W o Y que incluyen los mismos antígenos que componen las vacunas.

¿Qué valoración hace usted de la vacuna Bexsero y del debate en torno a su inclusión en el calendario vacunal?

Entiendo que la introducción de cualquier nueva vacuna es un proceso complejo y que implica muchos intereses, factores y sensibilidades. Pero debemos tener presente que las vacunas son la inversión más rentable frente a cualquier enfermedad. De ser cierto lo que se dice en el borrador, la inclusión de la vacuna tetravalente en adolescentes es una muy buena noticia. Pero debemos cerrar el círculo de la meningitis, y tenemos herramientas para hacerlo.

Soy partidario de que se destinen más recursos, de reorganizar prioridades que permitan calendarios de máximos. En ese sentido, la propuesta de Castilla y León, de vacunar frente a todas las formas de enfermedad meningocócica B y ACWY, me parece lícita e inspiradora, porque no desluce ni contradice las decisiones técnicas que el ministerio pueda tomar, pero sí que las amplía, cambiando el punto de corte de lo que consideran eficiente, incluyendo la oportunidad y la reorganización de prioridades en su comunidad autónoma. Es decir, están dispuestos a pagar más por prevenir un caso de enfermedad meningococócica, y les “cuesta” menos invertir el dinero en prevención mediante vacunas, que en otras cosas.


"Bexsero ha reducido las patologías por serotipo B a menos de la mitad"


No olvidemos además que la causa más frecuente de enfermedad meningocócica en España sigue siendo  la producida por el serogrupo B, que mata al menos uno de cada diez afectados (el 12.7% en España) y que de los que sobreviven, hasta un 20% tiene secuelas graves. Un problema para el que por fin tenemos vacunas.

¿Tenemos datos de cómo está funcionando Bexsero en España?

Preliminares, pero positivos. El propio boletín de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica compara los casos que había antes y después de que la vacuna estuviese disponible,  que estimamos que puede alcanzar una cobertura de hasta un 60-70% en algunas comunidades autónomas, similar a la de países que la tienen en su calendario vacunal. En este boletín se ha observado una reducción significativa de casos en la cohorte vacunal. En concreto, en menores de un año los casos de enfermedad por meningococo B se han reducido a menos de la mitad, mientras que no se han modificado en años mayores. Es necesario analizar cuidadosamente la información disponible, pero si se confirma, son datos similares a los que se han objetivado en el Reino Unido, y muestran que la vacuna en España funciona.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.