Sanidad fijará un nuevo 'calendario' para escalonar la atención de estas personas

La monitorización en diabetes tipo 2 priorizará a 4 perfiles de pacientes
Consejo Interterritorial, presidido por la ministra Carolina Darias.


05 oct 2022. 15.20H
SE LEE EN 3 minutos
La priorización de pacientes con diabetes tipo 2 para monitorizar la glucosa. Este será uno de los asuntos que el Ministerio de Sanidad trasladará a las comunidades autónomas en el próximo Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) de viernes 7 de octubre. Así consta en un documento al que ha tenido acceso Redacción Médica y en el que se establecen cuatro perfiles de pacientes que serán preferentes en el acceso de los sistemas de monitorización. 

Los primeros que podrán monitorizar su glucosa entre el segundo semestre de 2022 y el primero de 2023 serán los pacientes con déficit visual, limitaciones funcionales, discapacidad, dependencia o deterioro cognitivo que les limite o impida realizar punciones digitales o reconocer, expresar o actuar ante una situación de hipoglucemia.

Además, el documento también fija como prioritarias a las personas con antecedentes de hipoglucemias graves, definidas como las que precisan una atención sanitaria o ayuda de una tercera persona para su resolución (1 episodio o más en los últimos 2 años); pacientes menores de 18 años de edad y mujeres gestantes o en programación de embarazo.

Monitorización de diabetes tipo 2 en 2023-2024


Asimismo, el acuerdo dispone que, una vez se finalice con estas personas, durante el primer trimestre de 2023 podrán monitorizar la glucosa los pacientes que sufran hipoglucemias desapercibidas o de repetición, entendiendo por tales las que se producen al menos 4 veces por semana o cuando tengan un 10 por ciento de los valores de las lecturas del glucómetro por debajo de los 70 mg/dl tras realizar un promedio de 6 controles de glucemia capilar al día; y aquellos que realicen actividades laborales de riesgo cuyas hipoglucemias puedan provocar una situación de peligro para ellos o para terceras personas.

Para el segundo semestre de 2023, los pacientes que sufran de procesos concomitantes de alta complejidad e inestabilidad clínica que puedan dificultar su control hipoglucémico serán los que puedan acceder a los sistemas de monitorización de su glucosa. Y, finalmente, a lo largo del 2024 se autorizarán al resto de pacientes.

Pacientes diabetes tipo 2 con terapia intensiva con insulina


El Pleno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud ya acordó en abril de este año cómo la implementación de la monitorización de la glucosa en pacientes con diabetes tipo 2 se haría de forma progresiva. De hecho, según el acuerdo, este sistema puede ser indicado por los médicos implicados en el diagnóstico y tratamiento de la diabetes tipo 2 como alternativa a las tiras reactivas de glucemia para estos pacientes que realicen terapia intensiva con insulina. 

Desde el departamento de Carolina Darias también establece que, prevo al uso del dispositivo, los usuarios habrán recibido una instrucción estandarizada sobre el procedimiento de implantación y la retirada del sensor, así como la obtención e interpretación de los datos para la toma de decisiones. 

Igualmente, los pacientes tendrán acceso a la información sobre el programa de descarga y la aplicación móvil para la gestión de datos y la monitorización remota de los mismos por cuidadores y profesionales sanitarios.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.