20 de septiembre de 2017 | Actualizado: Miércoles a las 19:10
Especialidades > Medicina Interna

Las enfermedades autoinmunes aumentan el riesgo cardiovascular

La amplitud de la muestra del nuevo estudio permite alcanzar unas conclusiones más generalizables

María Grau, principal autora del estudio.
Las enfermedades autoinmunes aumentan el riesgo cardiovascular
Redacción
Martes, 29 de agosto de 2017, a las 10:50
Investigadores del Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas y del Idiap Jordi Gol han hallado que las enfermedades autoinmunes aumentan significativamente el riesgo cardiovascular, algo especialmente pronunciado en los casos de artritis reumatoide o lupus eritematoso sistémico.

El estudio, publicado en la revista Heart, señala además que las enfermedades inflamatorias intestinales, como la de Crohn o la colitis ulcerosa, incrementan el riesgo de ictus y el de mortalidad por cualquier causa.

Para llegar a estos hallazgos se siguió una cohorte durante seis años que incluyó a casi un millón de personas de entre los 35 y los 85 años, sin antecedentes de enfermedad cardiovascular. María Grau, del grupo de Epidemiología Cardiovascular del IMIM e investigadora principal, explica que “queríamos determinar si se incrementaba el riesgo de sufrir una enfermedad coronaria, un ictus o la mortalidad general en personas que padecen enfermedades autoinmunes de carácter inflamatorio […] y establecer su incidencia por cada patología”.

Trastornos sistémicos del tejido conectivo, como el lupus, y la artritis reumatoide son las enfermedades que tienen un mayor riesgo cardiovascular y de mortalidad general, seguido de las enfermedades inflamatorias del intestino, como la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa, que suponen un incremento del riesgo de ictus y de mortalidad.

Estudios anteriores ya habían mostrado una relación entre enfermedades inflamatorias autoinmunes crónicas y riesgo cardiovascular, pero el amplio tamaño muestral y el tipo de diseño, afirman los investigadores, permiten que los resultados sean más generalizables.

“Se cree que el aumento del riesgo cardiovascular y de mortalidad en la artritis reumatoide y el lupus son debido a la interacción de la inflamación, los factores metabólicos, la terapia y los factores relacionados con la enfermedad”, explica Grau.