25 mar 2019 | Actualizado: 19:00

Aval de la industria farmacéutica europea al modelo de evaluación única

El objetivo de esta propuesta es reducir los costes y acelerar el acceso a nuevos fármacos

Stefan Oschmann, presidente de Efpia.
Aval de la industria farmacéutica europea al modelo de evaluación única
lun 10 diciembre 2018. 13.10H
La Federación Europea de Industrias y Asociaciones Farmacéuticas (Efpia) ha ofrecido su colaboración a la Unión Europea "para reducir el gasto inútil en la atención médica", uno de los temas analizados por la Comisión Europea (CE) en su informe ‘Health at a Glance: Europe 2018’.

En concreto, la Efpia apoya la propuesta de la CE de implementar evaluaciones clínicas conjuntas de productos farmacéuticos en la UE para reducir la duplicación de los procedimientos nacionales y, de esta manera, "reducir los costes, garantizar la relación calidad-precio y acelerar el acceso a nuevos medicamentos", manifiestan.

El proceso para reducir el gasto debe ser colaborativo entre atención primaria, farmacias e industria



Las propuestas de la Efpia


Los productos farmacéuticos innovadores, las herramientas digitales de salud y la telemedicina "pueden ayudar a reducir los costes en otras partes del sistema de atención sanitaria, como por ejemplo, al reducir la necesidad de visitas de Atención Primaria, hospitalización y servicios de atención social", explican desde la Efpia.

Además, la Federeación está de acuerdo en que un mercado efectivo y competitivo sin patentes para genéricos y biosimilares es importante para generar ahorros que puedan reinvertirse en innovación.

Sin embargo, la Efpia no está a favor de las llamadas 'referencias internas de precios' "que agrupan diferentes medicamentos sin tener en cuenta su valor para los diferentes grupos de pacientes, lo que frena la innovación o la combinación de eventos de medicamentos genéricos y de patentes", señalan.

Además, el informe destaca la importancia del uso racional de los medicamentos, en particular para evitar el uso excesivo de antibióticos. Además, incide en que la adherencia limitada al tratamiento prescrito "es un problema importante que conduce a un desperdicio significativo y una utilización innecesaria de los recursos sanitarios, que se estima costará a los sistemas sanitarios europeos en torno a 125 mil millones de euros anuales".

Las compañías farmacéuticas ya toman medidas para reducir el gasto innecesario, incluso a través de programas que abordan la baja adherencia a los medicamentos. Sin embargo, "este proceso debe ser colaborativo con todos los niveles: Atención Primaria, farmacias e industria", concluyen desde la Federación.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.