"La pandemia es un factor de riesgo de depresión entre el colectivo médico"

María del Mar Sánchez, miembro de la Comisión Nacional PAIME, aborda la situación de la salud mental en los facultativos

"La pandemia es un factor de riesgo de depresión entre el colectivo médico"
mar 23 febrero 2021. 09.00H
El Programa de Atención Integral al Médico Enfermo (PAIME), creado en 1998, se dirige a aquellos médicos que padecen algún trastorno psiquiátrico y/o conductas adictivas, que pueden interferir en su práctica profesional. Su finalidad es la de asistir, de forma integral y confidencial, al médico enfermo, con el fin de que reciba el tratamiento adecuado y pueda ejercer la medicina en las mejores condiciones posibles para la salud de sus pacientes.

María del Mar Sánchez Fernández, Responsable PAIME de Castilla La Mancha, miembro de la Comisión Nacional PAIME y de la Fundación para la Protección Social de la OMC, explica en esta entrevista las consecuencias de la pandemia sobre la salud mental del colectivo médico, y de las estrategias que el programa PAIME puede ofrecer en estos casos.

Estudios recientes realizados en España (Mind/Covid) alertan sobre la salud mental de los profesionales sanitarios debido a la pandemia, situando a la depresión como la patología más frecuente en este colectivo tras la primera ola, con cifras del 28%. ¿Cómo afronta esta situación el Programa PAIME?

Efectivamente, el estudio MIND/COVID nos advierte del impacto de la pandemia en la salud mental de los profesionales sanitarios. Del total de participantes, el 45,7% presentan riesgo alto por algún tipo de trastorno mental. De estos, el 14,5%, presentan un trastorno mental discapacitante, con repercusiones negativas claras en su vida profesional y social. Por patologías, el 28,1% presentan depresión, el 22,5% trastorno por ansiedad, el 22,2% estrés postraumático y un poco más del 6%, abuso de substancias. Además, haber presentado un trastorno mental antes de la pandemia dobla el riesgo de volverlo a sufrir a consecuencia de la COVID-19.

El PAIME aborda esta situación desde dos ópticas diferentes y, a la vez, complementarias. Por un lado, mediante la oferta de tratamiento propia del Programa y, por otro, desde una óptica preventiva, a través de la creación del Programa de Apoyo Psicológico ante la crisis por COVID-19, dado el impacto emocional que se vivió -y que aún se sigue viviendo- a partir de febrero de 2020 ante la extraordinaria situación de esta pandemia.

Desde el PAIME se enseña a gestionar los síntomas de ansiedad, depresión y estrés generado por la Covid-19 entre el colectivo médico, mediante intervenciones individualizadas o grupales.

¿Cómo se trabaja en la recuperación funcional de los médicos con depresión?

Se trabaja bajo las características de confidencialidad y atención integral propias del PAIME, con un enfoque biopsicosocial e intentando que los compañeros continúen o se reincorporen a su labor asistencial con las mayores garantías de éxito.

Como ha comentado, haber presentado un trastorno mental antes de la pandemia dobla el riesgo de volverlo a sufrir a consecuencia de la COVID-19. ¿Qué estrategias se pueden poner en marcha para evitar recaídas en enfermedades como la depresión entre el colectivo médico dada la situación actual?

La estrategia más importante sería contactar con su terapeuta de referencia -si previamente ha estado en tratamiento tanto en el PAIME como en otro recurso-. Por otra parte, ponerse en contacto con el Servicio de Apoyo Psicológico que se oferta a través de los Colegios Oficiales de Médicos e, incluso, a través de algunos Servicios de Salud de distintas Comunidades Autónomas.

Mientras establecemos las estrategias más adecuadas, algunos consejos que se deben tener en cuenta es: comer y dormir de forma adecuada, apoyarse en sus compañeros y familiares, parar durante las jornadas, celebrar las pequeñas victorias de cada día, realizar actividades que le relajen, hablar sobre las preocupaciones…

La ideación suicida es elevada entre los profesionales sanitarios españoles según pone de manifiesto el estudio Mind/Covid. ¿Hasta qué punto puede deberse a la presencia de cuadros depresivos a causa de la pandemia?

No se puede considerar una causa directa, pero si podemos ver la pandemia como factor de riesgo importante para la depresión y, a su vez, los cuadros depresivos son factor de riesgo para la ideación suicida.

El estudio MIND/COVID documenta una prevalencia alta de ideación suicida activa (3,5%) y de intentos de suicidio (0,1%). Esto es muy preocupante porque, ya antes de la pandemia, el riesgo de suicidio entre los profesionales sanitarios era mucho más elevado que en la población general.

Efectivamente, la profesión médica ostenta la tasa más elevada de suicido entre las distintas ocupaciones profesionales. En este clima de extremo estrés, agotamiento, depresión y ansiedad entre muchos profesionales sanitarios, ¿a qué síntomas deben prestar especial atención en estos momentos para detectar cualquier signo de alarma, bien en ellos o entre sus compañeros?

Se deberá prestar atención a aquellos signos que consideramos de alarma en los estudios de prevención de suicidio como serían, entre otros, cambios bruscos de estado de ánimo, intentos previos, frustraciones intensas, pérdidas familiares, abandono personal, ansiedad, depresión, alteración del sueño y de la alimentación, abuso de alcohol y otras sustancias toxicas…

¿Qué papel juega el estrés en esta situación de riesgo de salud mental por la pandemia? ¿Puede ser el desencadenante de enfermedades mentales como la depresión?

Tendríamos que puntualizar que el estrés en sí no es malo ni anormal, lo importante es cómo lo sobrellevamos o lo gestionamos. Las situaciones estresantes de la vida -más o menos cronificadas- pueden constituir en sí un factor de riesgo para sufrir un trastorno depresivo. Esta pandemia es una situación altamente estresante y, en cierta manera, se ha cronificado.

¿Existen programas preventivos de salud mental dirigidos al colectivo médico, especialmente ante la situación excepcional que estamos viviendo?

Sí, muchos Colegio de Médicos como el de Ciudad Real, Murcia, Barcelona..., ante la situación Covid-19, han ofertado programas de apoyo psicológico dentro del PAIME para sus colegiados.

Actualmente cualquier médico de España, como cualquier profesional sanitario, se puede beneficiar del Programa "Servicio de Acompañamiento Psicológico para profesionales del ámbito sanitario", llamando al teléfono 900 670 777 (línea de asistencia gratuita de lunes a domingo de 9 a 22 h). Se trata de un servicio telemático, de apoyo psicológico gratuito para profesionales de la salud y servicios sociales, financiado por Fundación La Caixa, en colaboración con Ministerio de Sanidad, Fundación Galatea, Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos, Consejo General de la Psicología y Consejo General de Enfermería.

Estamos ante un escenario excepcional, donde los profesionales -desde el inicio de la crisis- se están exponiendo a factores de riesgo psicosocial sin precedentes que pueden provocar agotamiento físico y mental, estrés o depresión.

¿Qué mensaje lanzaría en estos momentos a los profesionales sanitarios que están viendo comprometida su salud mental?

Que se dejen cuidar. Es importante cuidar a quienes nos cuidan, siguiendo el lema del PAIME :"Cuidando de ti, Cuidando de todos".

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.