22 de noviembre de 2017 | Actualizado: Martes a las 21:35
Conocimiento > Gestión

La investigación clínica es el ‘punto débil’ de las gerencias de hospital

Los directivos de la Salud hacen autocrítica y se comprometen a dar más relevancia a la investigación hospitalaría

Castillo, Acón, Pascual, Blázquez y Yagüe.
La investigación clínica es el ‘punto débil’ de las gerencias de hospital
Jesús Arroyo
Martes, 14 de noviembre de 2017, a las 09:10
Aumentar la inversión e incentivar desarrollo de la investigación clínica en España es el objetivo pendiente de la gestión hospitalaria. El panel de experiencias organizado por el IX Encuentro Global de Directivos de la Salud, organizado por Sanitaria 2000, ha puesto sobre la mesa la realidad por la que pasa una tarea tan fundamental para la innovación de patentes y medicamentos como es la investigación clínica.


Los principales problemas que surgen a la hora de investigar es la desconexión que existe entre el comienzo y el final de las mismas debido a la maraña de ciencias regulatorias que, en muchos casos, desconoce el laboratorio. Por ese motivo, Antonio Blázquez, jefe adjunto del Deprtamento de Medicamentos de Uso Humano de la Agencia Española del Medicamento y productos Sanitarias (Aemps) ha explicado que han creado una oficina de “apoyo a la innovación y al conocimiento para precisamente ayudar a resolver las dudas en torno al marco legal y jurídico”.

“Los investigadores médicos saben sobre teorías, pero desconocen las ciencias regulatorias. Desconocen los requisitos que se necesitan para llegar al final de la investigación y obtener así la autorización que dé luz verde al medicamento. Es por tanto necesario un programa de desarrollo que pueda evitar esto”, destaca Blázquez que recuerda que está oficina está abierta a todos los colectivos, “desde asociaciones de pacientes hasta la industria farmacéutica”.

Este trabajo puesto en marcha por la Aemps tiene como fin, explica Blázquez, “abarcar todo el ciclo de vida del medicamento. Esta se fundamenta sobre el conocimiento teórico de todos los departamentos que dispone la Agencia, así como seguridad, ciencias regulatorias, etc. Hay que aprovechar ese potencial”.

Valoraciones de los ponentes.

“Para ayudar necesitamos que se formule una consulta específica y huir de las consultas genéricas. Breve información donde se presente el producto y la situación y mediante una reunión presencial acordar la colaboración. La mayoría de las preguntas son sobre dudas preclínicas”, reconoce el representante de la Aemps en la mesa de debate.

Más inversión

Recursos, estructura y organización. Estos tres ingredientes son para José Castillo Sánchez, director científico del Instituto de Investigación Sanitaria de Santiago de Compostela, la esencia de lo que se necesitan para la investigación. Por ello, asegura que para que la investigación clínica pueda avanzar en España “es necesaria gestionar la investigación a través de las gerencias de los hospitales”.

“No puede existir investigación en los hospitales sin la implicación directa de los gerentes. Si este no se responsabiliza nunca va a existir una investigación de calidad en el hospital. Para ello hay que dejar a un lado la inmediatez de los problemas asistenciales del día a día y poner más atención en la investigación”, denuncia Castillo Sánchez que detalla una serie de modelos de gestión para lograr una investigación clínica de calidad.

Por ejemplo, señala que la investigación se puede gestionar a través de una fundación, hacer directamente el gestor del hospital la gestión de la investigación, o crear un instituto de investigación. Con cualquiera de estos modelos, explica, España podrá salir de la cola de los países europeos que menos invierten en investigación de biosimilares. “Pero para ello se necesita invertir más dinero”, concluye. 

Situación positiva

Desde el punto de vista de la industria farmacéutica la situación con respecto a la investigación clínica es buena. Así lo explica José Ramón Luis Yagüe, director del Departamento de Relaciones con las Comunidades Autónomas de Farmaindustria, que detalla que “en España se invirtieron más de ochenta y cinco mil millones de euros en desarrollo de medicamentos y además Farmaindustria colabora con el Sistema Nacional de Salud destinando el dos por ciento de sus ventas a las cuentas públicas para financiar proyectos, es decir 185 millones de euros adicionales”. 

Los ensayos clínicos tienen un gran interés para los pacientes, el sistema, etc. El futuro pasa por evitar costes adicionales mediante los ensayos clínicos para conseguir una mayor calidad de los medicamentos. Sin ensayos clínicos no habría medicamentos”, sentencia Yagüe. Por ese motivo asegura que desde 2006 a 2016 “los gastos en investigación clínica han aumentado en las fases sensibles de la investigación, tales como las fases iniciales, las más exigentes y donde más investigación se quedan sin salir adelante”. 

“No somos los mejores”

El encargado de dar voz a los gerentes en lo que a investigación clínica se refiere ha sido Julio Pascual Gómez, gerente del Hospital Marqués de Valdecilla (Cantabria), que ha asegurado que “no somos los mejores en investigación clínica”. “La investigación clínica sigue siendo la gran olvidada dentro de los hospitales. No ponemos atención sobre que se investiga en nuestros centros con nuestros propios recursos. Estamos desaprovechando muchos recursos”, denuncia.

José Ramón Luis Yagüe, José Castillo, Julio Pascual y Antonio Blázquez.

José Ramón Luis Yagüe, José Castillo, Julio Pascual y Antonio Blázquez.


Por ello cree que “la política de investigación del centro debe ser primordial. La llegada de los institutos ha mejorado la investigación clínica y ha impulsado la participación en la misma. Los gestores tienen que participar directamente en ella”, exige el gerente del Hospital de Valdecilla.  Precisamente Pascual pone de ejemplo su propio hospital donde se está haciendo “una política activa de personal”.

“Las direcciones del hospital tenemos una política activa, pero hay que evaluar todos los aspectos relacionados con la investigación. Hay institutos que tienen mucho presupuesto pero que los resultados de impacto deberían de ser analizados.  Por ello el gerente necesita liderazgo para priorizar que se investiga en el hospital, alinearse con la estrategia de la institución, apostar por proyectos de innovación, investigadores nuevos, monitorización de residentes o la evaluación de nuevas tecnologías son algunos de las estrategias de innovación que están llevando a cabo en el Marqués de Valdecilla”, enumera Julio Pascual Gómez ante sus compañeros para demostrar que existen numerosas vías que hacen posible una investigación clínica de éxito.