Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 22:05
Conocimiento > Formación

Las 6 reglas a cumplir para que Alicante tenga facultad de Medicina

La Consejería de Educación de la Comunidad Valenciana tiene la última palabra para aprobar la implantación del grado

Vicent Marzà, consejero de Educación de la Comunidad Valenciana.
Las 6 reglas a cumplir para que Alicante tenga facultad de Medicina
Jesús Arroyo
Miércoles, 18 de octubre de 2017, a las 09:30
La apuesta por implantar el Grado de Medicina en la Universidad de Alicante es firme y decidida por parte de la institución universitaria, pero la última palabra para dar el sí a este plan depende de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte de la Comunidad Valenciana. El organismo que dirige Vicent Marzà deberá evaluar las necesidades reales del sistema universitario valenciano para la creación de este grado en la universidad alicante.

Por el momento, según ha podido saber Redacción Médica, la Dirección General de Universidades e Investigación no ha recibido ninguna solicitud por parte de la Universidad de Alicante para la creación del Grado de Medicina. Sin embargo, una vez llegue esa solicitud, “se valorará debidamente la implantación de este grado a través del procedimiento que aplicamos a todos los programas universitarios”, afirman desde la Dirección General de Universidades. 

“Esta valoración se realiza siguiendo los siguientes criterios, establecidos en el artículo 31 de la Ley 4/2007, de 9 de febrero, de coordinación del sistema universitario valenciano, que contempla seis puntos: la evolución de la demanda de estudios superiores universitarios; las necesidades de la sociedad valenciana de titulaciones especializadas; el equilibrio territorial, en un marco de eficiencia en la utilización de los medios materiales y los recursos humanos del sistema universitario valenciano, y los costes económicos y su financiación; la especialización y la diversificación universitaria en un contexto de cooperación interuniversitaria: la existencia de personal docente cualificado y de personal de administración y servicios, así como de infraestructura; la necesidad de creación de un centro universitario para organizar la enseñanza”, explica el área que dirige Josefina Bueno Alonso.

Precisamente, el Consejo de Gobierno de la Universidad aprobó la Memoria del Título de Grado en Medicina a finales del mes de septiembre, que se suma al visto bueno que han dado las facultades de Ciencias y Ciencias de la Salud así como la comisión de estudio de la Universidad. Este visto bueno por parte de la universidad sirve para derivar dicho plan de estudios a la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (Aneca).

Confrontación

La creación del 47 grado de Medicina en una universidad pública ha encontrado más detractores que apoyos en esta aventura. Por ejemplo, la consejera de Sanidad, Carmen Montón, no está de acuerdo con los planes de la Universidad de Alicante para implantar el grado de Medicina el próximo curso. Montón cree que la responsabilidad de la administración en este asunto es hacer que el sistema sea sostenible y de calidad y se garantice una buena formación.

Esta misma línea es la que el Foro de la Profesión Médica que ha expresado en reiteradas ocasiones su oposición al ministro de Educación, Iñigo Méndez de Vigo. Es más, Francisco Miralles, secretario general de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM), ha explicado a este mismo medio que desde el Foro estudian una sentada ante Educación si el ministro sigue sin recibirles.