Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 13:50
Política Sanitaria > Farmacia

Sanidad y CCAA avalan la eficacia de la vacuna de la gripe de este año

Instan a los mayores se vacunen cada año porque la enfermedad puede producir procesos graves

Elena Andradas, directora general de Salud Pública del Ministerio.
Sanidad y CCAA avalan la eficacia de la vacuna de la gripe de este año
Redacción
Miércoles, 21 de marzo de 2018, a las 13:50
El Ministerio de Sanidad y las comunidades autónomas han avalado la efectividad de la vacuna de la gripe en esta temporada ya que "es similar" a la de otras anteriores, y han instado a los mayores a que se vacunen cada año porque la enfermedad puede producir procesos graves, hospitalizaciones e incluso la muerte.

En concreto, han sido los representantes de la Comisión de Salud Pública del Consejo Interterritorial del sistema sanitario los que han avalado la vacuna de este temporada en la última reunión que han mantenido y en la que han subrayado, según han señalado, que la vacunación es la herramienta más efectiva para prevenir la gripe.

Y lo es especialmente, según la directora general de Salud Pública del Ministerio, Elena Andradas, y los responsables correspondientes de las comunidades, en los grupos de riesgo, como personas mayores, preferentemente a partir de los 65 años y las de cualquier edad que tienen ciertas condiciones de base, en las que la protección puede ascender al 70 % para prevenir formas graves.

El programa de vacunación en la actual temporada 2017-2018 se estima que ha evitado alrededor de 3.900 hospitalizaciones (más de 1.300 casos graves hospitalizados) y entre 1.000 y 2.500 defunciones en personas mayores en 64 años en España, según la Comisión.

La prevención podría ser mayor, según han constatado los responsables públicos, ya que más de la mitad de los pacientes ingresados por gripe en esta temporada no estaban vacunados. De hecho, sólo el 51 por ciento de los mayores de 65 años se han vacunado y un porcentaje mucho menor de personas de otros grupos de riesgo, como los que sufren enfermedades cardiovasculares y respiratorias crónicas, embarazadas y otros.

Es difícil conocer con exactitud las características del virus que va a circular cada temporada, ya que son muy cambiantes y cada año, la Organización Mundial de la Salud propone la composición de la vacuna, con cepas A y B que son los que causan epidemias en humanos.

Pero la Comisión ha hecho hincapié en que "está demostrado que aunque la vacuna no se ajuste exactamente a los virus que finalmente circulen, puede producirse una 'protección cruzada' que hace que la vacuna siga siendo efectiva en la prevención, especialmente de la enfermedad grave".

"Esta situación -dice el acuerdo de la Comisión- es la que ha ocurrido esta temporada. Tras el análisis de la información consolidada, se ha verificado que la protección conferida por la vacuna ha sido similar a la de temporadas anteriores".

Por eso, la Comisión entiende que "la información publicada en los medios este año no ha reflejado el verdadero impacto que la vacunación frente a la gripe ha supuesto en la prevención de casos graves hospitalizados y de defunciones".

Según la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria, la efectividad de la vacuna antigripal se ve afectada por el grado de concordancia entre las cepas circulantes y las incluidas en la vacuna y "desde hace cuatro años no ha habido concordancia entre la cepa B circulante y la que contiene la vacuna".

A pesar de eso, los médicos de Atención Primaria han recomendado seguir vacunándose de la gripe, incluso en temporadas como ésta, en la que -dicen- "existe una protección por debajo de lo ideal", ya que la vacuna puede ofrecer "cierta" inmunización contra la enfermedad.