Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30
Política Sanitaria > Enfermería

La carrera profesional en Enfermería es una realidad en solo 4 CCAA

No está reconocida en todas las regiones: cuatro la contemplan, nueve la están retomando y en cuatro está paralizada

Situación actual de la implantación de la carrera profesional en Enfermería en España.
La carrera profesional en Enfermería es una realidad en solo 4 CCAA
Sábado, 30 de julio de 2016, a las 18:00
A pesar de que la carrera profesional en Enfermería es un derecho laboral reconocido en varias leyes (como el Estatuto Marco o la Ley de Ordenación de las Profesiones Sanitarias) no está completamente implantada en España. De hecho, son más las comunidades autónomas que la tienen completamente paralizada (tras haberla puesto en marcha años atrás) o en vías de retomarla, a través de las negociaciones entre sindicatos y Administración, que completamente activa.

En Galicia y en la Comunidad de Madrid son las últimas dos regiones donde Satse ha iniciado una serie de iniciativas para recordar la importancia de retomarla. En la primera región, por ejemplo, el sindicato se ha presentado ante el Defensor del Pueblo para que se reconozca la progresión en los distintos grados de la carrera profesional para los profesionales del Sergas. Y en Madrid, Satse ha iniciado una recogida de firmas a través de Change.org que ya ha superado los 5.800 apoyos.

Pero estas dos autonomías no son las únicas donde ha habido problemas con el desarrollo de la carrera profesional. Los problemas económicos y los recortes en sanidad han hecho que estos profesionales no puedan actualizar sus conocimientos y, como consecuencia, empeore su situación laboral.

¿Dónde está plenamente implantada?

En solo cuatro comunidades, la carrera profesional está completamente activa y no se ha paralizado en los últimos años: Cantabria, Navarra, Baleares y Cataluña. En el caso de la primera, se implantó en 2006 y diez años después, el Gobierno autonómico publicó la resolución por la que aprobaba la convocatoria del procedimiento  de reconocimiento de grados I, II, III y IV.

En Navarra, por su parte, se empezó a aplicar a partir de 2008, tras la publicación de la Ley de Carrera Profesional, y un año después, se reguló con la Ley Foral 8/2008, junto con un suplemento de crédito para su financiación. Por su parte, en Baleares, retomó este derecho laboral a partir de 2015 (tras 9 años bloqueado), gracias al acuerdo alcanzado entre los sindicatos y el Ib-Salut, donde se establecía el cobro de un cuarto de la carrera profesional para aquellos sanitarios que aún no la tenían reconocida en 2016, del 50 por ciento en 2017 y del 95 por ciento (el máximo correspondiente a la Administración autonómica) un año después.

En Cataluña, este reconocimiento se inició en 2002 en base al acuerdo de la Mesa Sectorial y no se ha paralizado desde entonces. Lo que sí se estableció es que lo profesionales cobrasen a un año vista desde 2012, algo que va en contra de la opinión de los sindicatos, que piden que las remuneraciones se cobren cada año.

En vías de recuperarse

La gran mayoría de las autonomías (9 en total) están en vías de retomar la carrera profesional en Enfermería, tras varios años paralizada. Se trata, en concreto, de Asturias, donde se reconoció este derecho en 2007 pero se frenó en 2011 y que desde el pasado mes de junio se ha desbloqueado la incorporación únicamente al grado I.

País Vasco es otra de las regiones en esta misma situación. La carrera estuvo vigente de 2007 a 2014 y desde marzo, la Mesa Sectorial del Osakidetza anunció su intención de culminar el proceso de evaluación. Aragón, por su parte, la carrera profesional enfermera está paralizada desde 2012 y tanto los sindicatos como la Administración están negociando reactivarla. En La Rioja, este parón se dio desde 2008 a 2010, y se espera retomarla a partir de 2017.

Por otro lado, en Castilla-La Mancha, el Gobierno acabó con este derecho en 2012, pero actualmente hay un compromiso por parte del Sescam de volverla a echar a andar en esta legislatura, dentro del Acuerdo Marco de Negociación 2016-2019. En Murcia, este reconocimiento solo estuvo activo entre 2006 y 2010, pero también existe un compromiso de la Administración de retomarla en esta legislatura.

En la Comunidad Valenciana se bloqueó en 2011, después de tres años activa, pero en junio de 2014 los sindicatos alcanzaron un acuerdo con el Ejecutivo autonómico para desarrollar el procedimiento de evaluación para el encuadramiento inicial o la progresión de grado en el sistema de la carrera profesional.

Por su parte, en Andalucía ha permanecido vigente entre los años 2006 a 2012, momento en el que fue paralizada por el Tribunal Supremo, que obligaba al SAS a modificar seis apartados de la normativa que regula este derecho. En la actualidad, se ha reactivado solo para los procesos de certificación que ya estaban abiertos en el momento de su paralización. En Canarias, la Mesa Sectorial espera desbloquearla antes de que acabe el 2016, después de que lleve inactiva desde 2011.

Cuatro autonomías la tienen completamente paralizada

Galicia, Castilla y León, Madrid y Extremadura tienen completamente parada la carrera profesional para los enfermeros, después de estar varios años vigente y activa. En el caso del Sacyl, por ejemplo, una sentencia judicial obligó a reactivarla y a reconocer el acceso a la misma en 2012, pero a día de hoy, la situación sigue bloqueada.

Ante esta situación, Satse, el sindicato enfermero mayoritario, exige acabar con el “agravio comparativo” que supone tener activa la carrera profesional en unas autonomías y en otras no. Por ello, insta a que se reactive de inmediato en todas las que aún no se han hecho, y más “en unos momentos donde las diferentes administraciones aseguran que han vuelto a priorizar en sus presupuestos las partidas destinadas a sanidad”.