14 nov 2018 | Actualizado: 19:00
Martes, 10 de febrero de 2015, a las 11:23
Redacción. Sevilla
El presidente del PP-A y candidato a la Presidencia de la Junta, Juanma Moreno, se ha comprometido este martes a acabar con los “contratos basura” y a “despolitizar” los cargos intermedios en la sanidad andaluza si gana las elecciones autonómicas del próximo 22 de marzo. Moreno también ha apostado por dar la consideración de “autoridad pública a los profesionales sanitarios”.

Juan Manuel Moreno.

Moreno ha asumido este compromiso durante su intervención en Sevilla en los Desayunos informativos organizados por Europa Press y la Fundación Cajasol para respaldar a los médicos, enfermeros y auxiliares que “son el soporte del sistema sanitario” y que “están dando lo mejor de sí mismos por evitar el colapso, pero que están al límite”.

El candidato del PP-A a la Presidencia de la Junta ha garantizado que “cuando sea presidente, desde el primer día se tomarán las medidas necesarias para acabar con la precariedad en las contrataciones del Servicio Andaluz de Salud (SAS), la sobrecarga asistencial, la saturación de trabajo y la pérdida de salario”, ya que considera que “mejorar las condiciones laborales de los profesionales es imprescindible para garantizar una asistencia sanitaria digna y de calidad para todos”.

Tras señalar que los problemas de la sanidad andaluza “tienen su origen en que somos la comunidad con menos médicos por habitante y la penúltima en número de enfermeros” y en que se han “perdido 7.670 puestos de trabajo fijos entre 2011 y 2014”, Moreno ha prometido como primeras medidas si gana las elecciones “reponer los recortes salariales y laborales, empezando por la recuperación este año del 25 por ciento de la paga extra de 2012” y garantizar la estabilidad en el empleo “cubriendo las vacantes que se generan y propiciando que las contrataciones de plazas estructurales pasen a ser nombramientos de interinidad, como ya están haciendo otras comunidades”.

Ha lamentado que “de punta a punta de Andalucía tenemos hospitales a medio construir, otros construidos y sin funcionar por falta de equipamiento, otros que se abren por partes, infraestructuras desmanteladas y solares que sólo contienen promesas incumplidas”, lo que ha calificado como un “monumento a la falta de previsión y la desidia”.