Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 08:25
Jueves, 22 de mayo de 2014, a las 13:54
Cristina Alcalá. Madrid
La Asociación de Médicos y Farmacéuticos Especialistas Sin Título Oficial (Mesto-Festo) acusa al Ministerio de Sanidad de no querer regularizar la situación de más de 2.000 facultativos españoles, con entre 15 y 30 años de experiencia.

Ricardo Yago, presidente de Mesto-Festo.

A través de una carta publicada en la web Change.org y dirigida a Ana Mato, ministra de Sanidad, piden a la ministra responder de manera urgente a sus necesidades, ya que están viviendo “una situación muy angustiosa, en la que peligran sus puestos de trabajo”, como ha asegurado a Redacción Médica Ricardo Yago, presidente de la asociación, quien cree que el Ministerio de Sanidad les “ha usado” durante 30 años para luego darles “la patada”.

La vía italiana, la solución

Mesto-Festo señala la mala planificación y la rigidez administrativa como las causas que impiden regularizar su situación laboral en España. En otros países europeos, como Italia, se ha empezado a reconocer los títulos de especialista a médicos que han acreditado diez años consecutivos de ejercicio en una misma especialidad, después de que la Comisión Europea aprobara una la directiva sobre la cualificación profesionales en 2013. Y mientras, en España “los políticos siguen rehuyendo su responsabilidad hacia los profesionales autóctonos que se encuentran en la misma situación”, critican en su carta, donde piden a Sanidad seguir el ejemplo italiano.

Yago explica que el sistema de salud de hace años “era muy ineficiente”, ya que había menos licenciados en Medicina que plazas de formación especializadas ofertadas, por lo que el trabajo de los mestos era muy necesario. La Administración central intentó regular hasta en dos ocasiones la situación de este colectivo, dos reformas que no solucionaron el problema laboral de estos profesionales al no cumplir la experiencia mínima que pedía Sanidad. “En la de 1999, el Ministerio nos pedía una experiencia en el ejercicio profesional de ocho años, mientras que al los del MIR ahora le exigen cinco”, relata, “por lo que los que se licenciaron en el curso 93/94 no pudieron acogerse a la medida”. Los perjudicados, cuenta Yago, intentaron también acceder a través del examen oficial, pero “la arbitrariedad de criterios de las comisiones evaluadoras” y “el alto número de personas que se presentan” no revirtió la situación y un alto porcentaje de médicos sin titulación se quedó fuera.

Por eso, el presidente de Mestos pide al Gobierno retomar unas negociaciones que llevan paralizadas más de un año y poner fin a su problema. Hasta entonces, la asociación ha emprendido diferentes iniciativas que visibilicen la situación actual de los mestos y festos de España, como la recogida de apoyos en Change, a la que le quedan poco más de 100 firmas para alcanzar su objetivo y remitir su petición a Ana Mato.

ENLACES RELACIONADOS:

CESM pide una nueva regularización de los mestos por la ‘vía italiana’ (13/05/14)