Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Sábado a las 16:00

Mato deja 143 millones sin ejecutar en su primer año al frente del Ministerio

Su departamento tuvo que pedir 438 millones en créditos extra para afrontar gastos no previstos en los Presupuestos Generales del Estado

Viernes, 01 de marzo de 2013, a las 14:56

Javier Leo. Madrid
El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad dejó sin ejecutar un total de 143 millones de euros de su presupuesto asignado para el año 2012. Así lo refleja el avance de la liquidación del presupuesto de gastos de 2012 publicado por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, que deja al departamento dirigido por Ana Mato como el tercero con mayor grado de ejecución presupuestaria (94,8%), solo por detrás del propio Ministerio de Hacienda (99,3%) y el de Empleo (97,8%).

La ministra de Sanidad, Ana Mato, y el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

En su primer año al frente de la Sanidad española, Mato tuvo que ampliar a través de créditos extraordinarios su presupuesto inicial (2.309 millones de euros recogidos en la Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2012) en 438,3 millones de euros, hasta los 2.748,5 millones. De ellos, 2.605,5 millones han quedado reflejados como obligaciones reconocidas (deuda de pago obligatorio) y 2.423,6 millones se han contabilizado como pagos ya realizados (el 93% de las obligaciones reconocidas). Esta cuenta deja un resultado de 181,9 millones de euros por pagar en 2012 que pasan al siguiente ejercicio comprometidos, pero sin efectuar.

Las ministras socialistas ‘afinaron’ más sus presupuestos

A pesar de que el Ministerio de Sanidad ha alcanzado uno de los porcentajes de ejecución presupuestaria más altos del actual Gobierno, en la comparación con las gestiones de las últimas dos ministras socialistas (Trinidad Jiménez, 2010, y Leire Pajín, 2011) Mato sale perdiendo. Si bien es cierto que Jiménez y Pajín contaron con presupuestos sensiblemente más altos que los de Mato (3.800 millones en 2010 y 3.300 millones en 2011) y que dejaron más millones sin gastar (395 Jiménez y 208 Pajín), también lo es que las ministras del PSOE ‘afinaron’ más la ejecución de sus cuentas con un 97,9 por ciento ejecutado para Trinidad Jiménez y un 96,5 para Leire Pajín.

Los organismos autónomos y las agencias estatales dejan 24 millones ‘en caja’

De los 89,6 millones de euros con los que Sanidad financió a sus organismos autónomos (Instituto Nacional de Consumo, Aesan, ONT, Real Patronato de Discapacidad, Instituto de la Mujer, Consejo de la Juventud e Instituto de la Juventud), 12,1 se quedaron sin gastar en 2012 (86,5% de ejecución). Tres cuartas partes de esos 12 millones sin ejecutar corresponden al Instituto de la Mujer (4,1 millones) y al de la Juventud (5,6 millones). Por su parte, la única agencia estatal adscrita al Ministerio de Sanidad, la de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), dejó por si sola otros 12 millones de euros sin gastar, de los 48,3 millones con los que contó el pasado ejercicio (73,1% de ejecución).

Muface y el ISCIII rozan el 100% de ejecución

El avance de la liquidación presupuestaria de 2012 también incluye datos de otros organismos sanitarios no adscritos al Ministerio de Sanidad. Tal es el caso de Muface, dependiente de Hacienda, que contó con un presupuesto total de 1.664 millones de euros en 2012 de los que tan solo dejó sin ejecutar 4,9 millones (99,7% de ejecución). El Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), dependiente de Economía, manejó el año pasado 293,4 millones de euros, dejando únicamente 2,3 millones sin gastar (99,2% de ejecución).