23 de mayo de 2017 | Actualizado: Martes a las 19:30

Los futuros médicos, ‘en pie de guerra’ contra la regularización de la homeopatía

Advierten que su equiparación a la medicina tradicional “puede tener consecuencias negativas”

Martes, 03 de diciembre de 2013, a las 17:08

Carlos Cristóbal / Javier Leo. Madrid
“En el momento en que algo que no está demostrado científicamente sale al mercado se crean muchos peligros potenciales”. De esta manera ha mostrado Enrique Lázaro, presidente del Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM), su rechazo al proyecto de regulación de los medicamentos homeopáticos propuesto por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps).

Enrique Lázaro, presidente de CEEM

En su rechazo al borrador de orden de criterios mínimos y procedimiento de uso de los medicamentos homeopáticos publicado por la Aemps, Lázaro, en declaraciones concedidas a Redacción Médica, ha hecho referencia a la ética y deontología médica. “No son éticas las prácticas inspiradas en el charlatanismo, las carencias de base científica y que prometan a los enfermos la curación; los procedimientos ilusorios o insuficientemente probados que se proponen como eficaces”, ha indicado añadiendo que “si seguimos el código deontológico, las terapias que no tienen evidencia científica no deberían usarse. Y se exige que todos los médicos sigan el Código de Deontología de la OMC”.

Con respecto a la posible regulación de este tipo de medicamentos, ha  asegurado que “supone un aval administrativo, y por lo tanto, a su uso generalizado”. En relación a este asunto, desde CEEM se ha establecido un posicionamiento en el colectivo de estudiantes pide “que se nos enseñe la Medicina que está basada en la evidencia”. “Consideramos que es bastante inadmisible la promoción de terapias alternativas entre el alumnado y los profesionales sanitarios, ya sea por parte de la universidad, los colegios o quien sea”, ha explicado Lázaro.

La evidencia científica se ha convertido en el ‘quid’ de la cuestión para CEEM. Así lo ha confirmado su presidente, que ha querido aclarar que “no estamos en contra de una terapias concretas, sino de todas aquellas cuya eficacia no esté demostrada científicamente”. A ello ha querido agregar la “preocupación” que en la entidad produce la proliferación de estas terapias, también en el ámbito universitario.

“En el momento en que algo no está demostrado científicamente sale al mercado y se regula conforme a un medicamento, se crean muchos peligros potenciales”, ha explicado el presidente de los futuros médicos, que ha pedido que la regulación de terapias alternativas esté sometida, al igual que los medicamentos tradicionales, a la confirmación científica de su eficacia: “Cuando se cambia un tratamiento se tienen que hacer numerosos estudios que ese medicamento es mejor, tiene menos efectos adversos… Es decir, se tiene que hacer toda una estrategia de investigación. Las terapias alternativas que se quieren introducir no tienen esa evidencia”.

Semfyc, conforme con el borrador pero en contra de la homeopatía

El presidente de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (Semfyc), Josep Basora, se ha mostrado conforme con la intención del Ministerio de Sanidad ya que “todo lo que sea poner orden en un sector desregulado es bienvenido”. En declaraciones a este diario, Basora ha comentado que “no ve mal” la “idea inicial” de la orden ministerial ni algunos de sus puntos, como el de la autorregulación. No obstante, ha subrayado que “ni yo como médico de Familia ni Semfyc como sociedad respaldamos este tipo de prácticas en Medicina no basadas en la evidencia científica”.