Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 15:30

La neuropatía es una de las incapacidades auditivas más frecuentes en la infancia

Estos pacientes oyen bien pero tienen dificultad para la discriminación de palabras

Martes, 01 de marzo de 2011, a las 11:58

Alfredo Pérez Lambán, director de la Clínica Montpellier; Torcuato Labella; y Manuel Bueno, del Comité organizador de Aula Montpellier.

Redacción. Zaragoza
El cuarto acto del XI ciclo Aula Montpellier ha abordado la Neuropatía Auditiva. La conferencia fue impartida por Torcuato Labella Caballero, catedrático de Otorrinolaringología de la Universidad de Santiago de Compostela, que ha destacado que “es una de las más frecuentes de las discapacidades auditivas dentro de las que se producen durante la infancia”.

Según Labella, “los pacientes con esta neuropatía auditiva oyen bastante bien; sin embargo, tienen una dificultad tremenda para la discriminación de las palabras”. Aunque puede darse en personas adultas, esta patología “afecta fundamentalmente a los recién nacidos”, lo que hace que el problema pase “desapercibido” hasta que el paciente se muestra incapaz de aprender a hablar.

Las causas de esta enfermedad son diversas. “Puede deberse a factores genéticos, estar asociada a determinados síndromes neurológicos o ser consecuencia de una prematuridad o una hiperbilirrubinemia”, ha recordado Labella, que ha detallado que el número de casos de todos los tipos de sordera que sufren los recién nacidos ha disminuido en las últimas décadas, de los 5 por cada mil recién nacidos en 1987 a los 0,66 por mil hoy en día.

Según ha explicado el catedrático, la mayor parte de los casos de neuropatía auditiva se debe a una afección de las células ciliadas internas, uno de los dos tipos de células sensoriales del oído. “Mientras que las células ciliadas externas son capaces de percibir sonidos de baja intensidad, no hacen una buena discriminación de su tonalidad. Al contrario, las internas discriminan muy bien el tono de los sonidos, aunque para percibirlos precisan de una mayor intensidad”, ha diferenciado el especialista.