Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 13:50

El presupuesto del Ib-Salut baja un 3,8 por ciento

La Consejería contará con 1.259 millones de euros, un 3,3 menos que en 2012

Miércoles, 14 de noviembre de 2012, a las 18:48

Redacción. Palma de Mallorca
El presupuesto del Servicio de Salud de Baleares (Ib-Salut) para 2013 será de 1.141 millones de euros, cifra que supone un descenso del 3,8 por ciento respecto a 2012, y el destinado a Bienestar Social será de 107,3 millones, con un incremento del 13,24 por ciento, según ha informado hoy el consejero de Salud, Martí Sansaloni.

Sansaloni ha comparecido ante la comisión de Hacienda y Presupuestos del Parlament para explicar las cuentas de la Consejería de Salud, Familia y Bienestar Social para el año próximo que serán de 1.259 millones de euros, lo que implica un descenso del 3,34 por ciento, y que ha calificado de "realistas y asumibles".

El consejero ha admitido que los presupuestos de la comunidad son restrictivos, pero ha subrayado que si bien el descenso global neto de las cuentas es del 5,22 por ciento, el presupuesto de la Consejería de Salud experimenta "una bajada solo del 3,34 por ciento". Sansaloni ha subrayado que dicho descenso, aunque sea menor que en el conjunto de la comunidad, le duele "en el corazón" por lo que implica.

Ha resaltado que su principal preocupación son las listas de espera, por lo que se ha comprometido a priorizar "lo grave y urgente sobre otras patologías" y ha pedido un esfuerzo adicional a los profesionales sanitarios a quienes ha agradecido el sacrificio que ya están llevando a cabo.

Sansaloni ha incidido en su compromiso de cumplir el presupuesto asignado, algo que considera posible dando continuidad a los recortes aplicados en 2012 -con el copago farmacéutico y ajustes de personal- y con "un poquito más", con "un esfuerzo extra para mantener la calidad existencial que los ciudadanos merecen, con la implicación de los profesionales y diálogo", ha reclamado. El consejero ha cifrado ese "poquito más" que es necesario ajustar en 48 millones de euros.

El diputado socialista y ex-consejero de Salud y Consumo, Vicenç Thomàs, ha asegurado que los presupuestos de ingresos están "absolutamente inflados", ha añadido que según su cálculo la partida corriente para el Ib-Salut baja un 5 % y que, en conjunto, la Consejería cuenta con una "infrapresupuestación próxima a los 200 millones de euros".