El sindicato pide que los sábados se consideren festivos



11 nov 2015. 17.15H
SE LEE EN 1 minuto
Redacción. Toledo
El sindicato CSI.F ha denunciado que el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam) "pretende imponer la jornada ininterrumpida de 12 horas a todos los trabajadores de la sanidad regional". Según ha informado este sindicato, esta jornada "es incompatible con el derecho a la conciliación de la vida personal, laboral y familiar de los trabajadores".

CSI.F ha criticado que la Junta ha planteado un documento que "es una copia del que se ha estado aplicando durante los últimos cuatro años y que significa la perpetuación de las condiciones laborales impuestas por el anterior Gobierno".

El sindicato ha exigido "la vuelta a los turnos de trabajo anteriores", que eran de 8.00 a 15.00 en el turno de mañana, de 15.00 a 22.00 horas en el de tarde y de 22.00 a 8.00 horas en el de noche". Por ello, se ha opuesto a que "se obligue a los trabajadores a trabajar desde las 8.00 a las 22.00 horas", criticando "las implicaciones que este tipo de jornada puede tener con respecto a la calidad asistencial y en la seguridad y salud de los trabajadores".

Por otra parte, CSI.F ha demandado también al Sescam que los sábados sean considerados como días festivos y que "se respeten los descansos de los trabajadores tras las jornadas laborales". En este sentido, han solicitado que "se respete el descanso de 12 horas entre jornadas y de 36 horas ininterrumpidas entre semanas".
 

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.