Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00

Aragón y Comunidad Valenciana firmarán un nuevo convenio sanitario antes de junio

Afecta a Primaria, Especializada, urgencias, rehabilitación e incluso la salud bucodental

Lunes, 21 de marzo de 2016, a las 14:36
Redacción. Valencia
Los consejeros de Sanidad de Aragón y Comunidad Valenciana, Sebastián Celaya y Carmen Montón, respectivamente, se han reunido este lunes para sentar las bases del nuevo convenio sanitario entre ambas comunidades, que se firmará “en breve”, entre dos y tres meses. Ambos han mostrado su disposición a que las poblaciones afectadas por el acuerdo puedan recibir atención médica en los dispositivos que tengan más accesibles, independientemente de a qué administración pertenezcan.

Celaya y Montón durante la reunión en Valencia.


Concretamente, en este convenio se está trabajando sobre la atención en la zona de salud de Rincón de Ademuz y la población de Herbés en las provincias valencianas, y las localidades de La Cuba y Abejuela, además de las zonas de salud de Cantavieja, Mosqueruela, Mora de Rubielos y Sarrión, en la parte turolense. En total, en estas zonas viven más de 11.200 personas.

En algunos casos las propuestas sólo afectan a la Atención Primaria y en otras también a la Atención Especializada de primer orden y más compleja, las urgencias, la rehabilitación e incluso la salud bucodental. Ahora se va a crear un grupo de trabajo que concrete todas las cuestiones para poder tener listo el convenio dentro de unos meses.

La consejera de Sanidad valenciana ha reconocido además que estas personas ya acudían "a una comunidad autónoma o a la otra porque les era más fácil", y ha mantenido que el acuerdo nace "para que las comunidades autónomas faciliten" este proceso. Celaya por su parte, ha instado al Gobierno central a que establezca los cauces para que se compensen los gastos de este tipo de asistencias entre comunidades autónomas.

Antecedentes de acuerdos

La Generalitat Valenciana y el Gobierno de Aragón ya firmaron un acuerdo para la atención de estas comarcas en 2006, acuerdo que concluyó su vigencia en 2011 sin que desde entonces se haya firmado uno nuevo. Después, en 2013, se firmó un protocolo que no llegó a materializarse en un acuerdo concreto. “Con este nuevo texto que se está negociando, se volverá a tener un marco jurídico y administrativo para que los habitantes de estas poblaciones puedan ser atendidos sin problemas en el punto sanitario más accesible”, afirman desde el Gobierno aragonés.