Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05

Alfonso Alonso, tercer ministro mejor valorado

El resultado revierte la tendencia marcada hasta el momento en esta cartera, cuando su antecesora en el cargo protagonizaba los últimos puestos del barómetro del CIS

Miércoles, 04 de febrero de 2015, a las 13:32
Cristina Alcalá. Madrid
El ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso, es el tercer dirigente del Ejecutivo mejor valorado por los españoles, con un 2,62 sobre una escala de 10, tal y como revela el último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) del mes de enero.

Alfonso Alonso, ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

Con este resultado, Alonso se sitúa solo por detrás de José Manuel García Margallo, ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, con un 2,74, y de Soraya Sáenz de Santamaría, vicepresidenta del Gobierno, que lidera el ranking una ocasión más, con 3,1.

Es la primera valoración que los ciudadanos hacen de la gestión de Alonso, que lleva tan solo dos meses en el cargo. El nuevo dirigente de Sanidad ha revertido la tendencia marcada por el momento en esta cartera, ya que su antecesora en el cargo, Ana Mato, protagonizaba los últimos puestos de la listas en los estos barómetros, superando solo al ministro de Educación, José Ignacio Wert, que era el peor valorado. Hecho que se repite también en esta ocasión (con un 1,36). No obstante, un mes más, ningún miembro del equipo de Gobierno roza el aprobado.

La sanidad escala un puesto como principal problema del país

Por su parte, la preocupación por los asuntos sanitarios a nivel nacional escala un puesto y vuelve al ‘top 5’, frente a la sexta posición que tenía en el anterior estudio. A pesar de esta subida, los asuntos sanitarios registran un porcentaje menor que en diciembre, cuando obtuvo un 10,6 por ciento, frente al 10,2 por ciento de los encuestados que la han señalado como el principal problema del país en enero.

Esto se debe a que otras cuestiones, como el paro, han ganado peso frente a esta materia. En concreto, un 79,4 por ciento de los encuestados lo marcan como su principal preocupación (un 3,9 por ciento más que el mes anterior). Por debajo, se quedan la corrupción y el fraude, con un 55,5 por ciento; los problemas de índole económica, con un 24,5 por ciento y los políticos en general, los partidos y la política, con un 21,8 por ciento.

Como en las anteriores encuestas, el ébola desaparece de las preocupes de los españoles y la ley del aborto tampoco ha sido situada como una cuestión relevante para el país.

El 16,5% de los españoles confía que su salud mejorará en 2015

A nivel personal, en cambio, la sanidad representa el cuarto problema para los encuestados, al ser marcada por el 10,8 por ciento de los preguntados. 

En este sentido, el 16,5 por ciento de los españoles confía en que su salud mejorará a lo largo del 2015, aunque la mayoría no espera grandes cambios ya que dos de cada tres (65 por ciento) cree que seguirá igual. Un 11,6 por ciento, por su parte, se teme que va a empeorar.

No obstante, hay ligeras diferencias entre hombres y mujeres, ya que los hombres son algo más optimistas respecto a la salud que les espera este año (17,5 por ciento) que las mujeres (15,5 por ciento). El 10,3 por ciento de ellos piensa que va a empeorar, frente al 13,2 por ciento de las mujeres.

Por edades las diferencias son más evidentes. Los jóvenes son los que más creen que su salud va a ir a mejor (el 28,8 por ciento entre 18 y 24 años y 29,3 por ciento entre 25 y 34 años), mientras ese porcentaje se va reduciendo al tiempo que aumenta la edad: un 19,5 por ciento en las personas de 35 a 44 años, porcentaje que se desploma hasta el 9,1 por ciento de 55 a 64 años y al 3,9 por ciento en los mayores de 65 años.

Y, por el contrario, mientras sólo un 2,9 por ciento de los jóvenes de 18 a 24 años cree que su salud puede empeorar, los porcentajes suben en el tramo de 45 a 54 años (10,6 por ciento), de 55 a 64 años (13,2 por ciento) y los mayores de 65 (26,5 por ciento).

No obstante, la salud no es el baremo de estatus vital en el que los españoles sean más optimistas respecto al futuro cercano. En el que prevén más mejoras en la vida familiar, donde uno de cada cinco cree que este año será mejor, seguido de la situación económica (19,6 por ciento), el trabajo (18,7 por ciento), el nivel educativo o la formación (17 por ciento) y las relaciones afectivas (17,5 por ciento). El tiempo libre (11,3 por ciento) y la vivienda (8,1 por ciento)  quedan por debajo de la salud.

ENLACES RELACIONADOS:
Acceda al barómetro del CIS de enero

La preocupación por la sanidad repunta un 2% (08/01/15)

La preocupación por la sanidad cae 3,2 puntos (04/12/14)

El ébola no hace mella en la imagen de Mato (05/11/14)

La sanidad, un mes más entre las cinco mayores preocupaciones de los españoles (07/10/14)

Los ciudadanos mandan a la ministra de Sanidad a septiembre (04/08/14)

Los españoles echaron en falta los temas sanitarios en las últimas europeas (15/07/14)

Solo el 10% de la población reconoce estar bien informado sobre Medicina (07/07/14)

Ana Mato mejora su valoración ciudadana (06/05/14)