22 nov 2018 | Actualizado: 11:35

“La reforma fiscal anticipa recortes en sanidad”

Ha recalcado su intención de derogar la reforma de la ley del aborto si llega al Gobierno

Domingo, 27 de julio de 2014, a las 15:31
Enrique Pita. Madrid
El recién elegido secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha clausurado el Congreso Extraordinario del partido con un discurso en el que ha desgranado las líneas que marcarán su trabajo en el futuro inmediato y ha reafirmado su posición ante la realidad que vive el país y las políticas del Gobierno de Mariano Rajoy, también en lo que afecta a la sanidad. Así, ha asegurado que la reforma fiscal del Ejecutivo del PP traerá caídas en la recaudación pública y, en consecuencia, “anticipa recortes en sanidad y educación”, y ha apostado por construir “una alternativa económica socialista que defienda a los ciudadanos”, al tiempo que ha reivindicado que “la sanidad pública y la atención a la dependencia son conquistas sociales que llevan el sello del PSOE”.

Sánchez, durante el Congreso Extraordinario del PSOE.

También en clave económica, ha señalado su intención de “garantizar un Estado del bienestar que dé cobijo a los trabajadores, distinto al sistema del PP, que acaba en recortes sociales”. En este sentido, ha lamentado que “se diga que no hay dinero para reducir las listas de espera en los hospitales mientras se tiran 11.500 millones de euros para malvender un banco”, en alusión a la operación que ha supuesto la adquisición de Catalunya Banc por parte del BBVA. Así, ha reivindicado un modelo de Estado “que defienda el interés general por encima de los particulares”, y ha asegurado que “hoy hay muchos lobbies que condicionan las decisiones de los gobiernos”.

Sánchez ha recalcado asimismo la necesidad de mirar al futuro en lugar “de adaptarse a las necesidades que vienen impuestas” y se ha comprometido con una España que mejore en lo individual, en la que los funcionarios no sean atacados por el Gobierno y en la que, entre otras cosas, la incapacidad no sea un riesgo para la integración social y laboral; y por una mejora en lo colectivo en la que se destierren conceptos como el paro o la violencia de género. “Es un camino difícil, pero posible, y para ello no faltan recursos, sino un buen Gobierno que lo lleve a cabo”.

No olvida la reforma de la ley del aborto

Tal y como ya hiciera el sábado tras ser ratificado como secretario general del PSOE, Sánchez ha vuelto a hacer mención a la reforma “integrista” de la ley del aborto que propugna el Gobierno de Mariano Rajoy y se ha comprometido a derogarla en el caso de llegar al Gobierno y “si es que el PP la aprueba con su rodillo”.

ENLACES RELACIONADOS:
Pedro Sánchez inicia su liderazgo en el PSOE rechazando la ley del aborto (26/07/14)