La Revista

Aumenta el personal pero no se sustituyen las máquinas que dan fallos, lo que retrasa el trabajo con las PCR

 Colapso en los laboratorios de microbiología: "Necesitamos más tecnología"


07 ene 2022. 15.00H
SE LEE EN 4 minutos
La microbología clínica está proporcionando información clave en la pandemia. Según la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC), los datos que se desprenden tras detectarse un positico son vitales para cada persona concreta, pero también para su entorno familiar y social. Además, ayuda a tomar decisiones de salud pública.

Federico García, vicepresidente de la SEIMC, aseguró hace unos días que los laboratorios de microbilogía de los hospitales están realizando miles de pruebas diagnósticas para el Covid-19, lo que ha conducido a una situación de colapso y, en algún caso, incluso se vislumbra una posible escasez de material.

En el laboratorio del Hospital Universitario de Cabueñes en Gijón trabaja Francisco Javier Marcos y explica que el volumen de PCR que están recibiendo durante las fechas navideñas marcasas por el avance de Ómicron casi se ha triplicado respecto a las muestras registradas en las últimas semanas. "Venían unas 800 o 900 muestras en total. Ahora eso es lo que puede llegarnos en uno de los tres turnos", asegura matizando que la situación en los laboratorios de microbiología actualmente es de "colapso".

Asegura que en su hospital se ha aumentado el personal, pero que no es suficiente para abordar la ingente cantidad de trabajo. "Al principio de la pandemia había una persona por grupo para gestionarlo todo. Más tarde aumentó a tres personas por grupo. Este mes se contrató una más en cada turno y se nota la diferencia". Estos esfuerzos en RRHH no están aliviando lo suficiente a los empleados de los laboratorios, porque el problema principial reside en otro sitio.

Faltan aparatos para extraer ARN


En su opinión, este colapso que actualmente viven los laboratorios de microbiología podría resolverse —o al menos aliviarse— si se hiciera una inversión en tecnología. "Tenemos unos aparatos para extraer ARN que dan fallos porque están muy usados". Explica que el problema no es aumentar el número de personal —"que siempre es bienvenido"—, sino que se sustituyan las máquinas que están dando problemas de rendimiento. "¿De qué nos sirve que metan más gente si no podemos aumentar el ritmo de sacar resultados e ir quitando trabajo porque solo podemos hacer 164 extracciones cada dos horas, más o menos? ¿Por qué no tenemos más aparatos?".

Marcos explica a Redacción Médica que el desgaste en esta sexta ola de la pandemia provocada por el Covid-19 es evidente entre los sanitarios. "Nos enfrentamos a esta nueva ola con cansancio, se lo noto a mis compañeros y me lo noto a mí. No solo en laboratorios, se lo estoy empezando a notar a compañeros de otros servicios". Y la tan ansiada ayuda que se pide nunca llega: "Ayudaría si dotaran a la sanidad de recursos y medios, pero si después de dos años de pandemia hay gente que aún no lo entiende, difícil veo que se cumpla", se lamenta.

Aumentan los positivos


La realidad es que el trabajo de los laboratorios se ha vuelto vital para frenar el contagio que está disparado por la presencia mayoritaria de la variante Ómicron. Del total de PCR que se analizan en su laboratorio en Gijón, Francisco Javier Marcos asegura que el procentaje de positivos varía en función del tipo de muestra. "Dividimos en residencias de ancianos, colegios, cribados, hospitalizados, preoperatorios, etc. De un colegio pueden salir un 60 por ciento de positivos en una sola amplificación, mientras que de una residencia un 2 por ciento".

Francisco Javier Marcos insiste en la necesidad de adecuar la maquinaria de los laboratorios para poder enfrentarse a esta cantidad de muestras que se están realizando en las últimas semanas y frenar la sexta ola. "Si tienes que estar pendiente de los aparatos por si dan fallos, consumes el tiempo en el que podrías estar haciendo otra cosa".

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.