14 nov 2018 | Actualizado: 19:10
Una de cal y otra de arena para Sánchez Chillón
Sánchez Chillón.
Mar 07 junio. 20.50H
La Asamblea de Compromisarios que ha celebrado, con carácter extraordinario el Ilustre Colegio de Médicos de Madrid (Icomem) ha servido, además de para aprobar los presupuestos de 2016 y censurar las cuentas de 2015, para constatar que la nueva ejecutiva goza de un apoyo mayoritario, pero no incondicional. A las muestras de adhesión de muchos colegiados se han sumado algunos recados. Así, un veterano compromisario reprochaba al presidente, Miguel Ángel Sánchez Chillón, su foto con los responsables de Amyts y AFEM. Otro más ha tomado la palabra para señalar que echa de menos más apoyo a los médicos que ejercen en la privada por parte de la nueva junta directiva. Todo esto ha ocurrido durante un largo turno de ruegos y preguntas en el que ha habido propuestas para todos los gustos, pero en el que una ha concitado, más que las otras, el apoyo de los colegiados: la petición de cambiar los bancos del Gran Anfiteatro de la sede del Colegio de Médicos “por algo un poco menos incómodo”, celebrada con carcajadas y aplausos...
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.