La Unidad de Bariátrica ha realizado un total de 248 cirugías de gastrectomía tubular hasta el comienzo de la pandemia

Vinalopó retoma las cirugías de obesidad tras la última ola de Covid-19
Responsables Unidad Bariátrica del Hospital Universitario Vinalopó.


30 mar 2021. 11.40H
SE LEE EN 2 minutos
El Hospital Universitario del Vinalopó, del grupo sanitario Ribera, va retomando su actividad normal en cirugía de la obesidad, de la Unidad de Cirugía Bariátrica como informan desde el propio centro. En esta Unidad están implicadas las especialidades de medicina interna, endocrinología, nutrición, psicología y cirugía con el objetivo de ofrecer al paciente una atención integral.

Desde el Hospital de Vinalopó explican que el enfermo sigue “un circuito clínico en el que es sometido a pruebas diagnósticas y a un riguroso control que finaliza con la decisión final de un Comité Quirúrgico de Obesidad que, de forma mensual, determina qué pacientes son candidatos a someterse a la intervención y cuál es la técnica a emplear”.

Empeoramiento por la pandemia


Desde su puesta en marcha, la Unidad ha realizado un total de 248 cirugías de gastrectomía tubular hasta 2019. El inicio de la pandemia en 2020 paralizó la actividad quirúrgica del sistema sanitario por lo que el número de intervenciones cayó drásticamente por la situación epidemiológica. “Estamos comenzando a retomar la actividad conforme se va reactivando la actividad quirúrgica en general”, explican.

Este año de pandemia ha supuesto un duro golpe para los pacientes que están a la espera de una cirugía bariátrica, con una situación social que, además, ha favorecido el sedentarismo y el componente ansioso depresivo que facilita la ganancia de peso.

Compromiso de los pacientes


“Queda todavía un año en el que se priorizan cirugías de patologías no demorables pero, desde la Unidad, seguimos trabajando porque la cirugía es un paso intermedio en la consecución de un solo objetivo, tratar una enfermedad crónica, la obesidad, y todas sus complicaciones”, asegura Pérez Soto, jefa de medicina interna.

“Es muy importante para que la cirugía sea un éxito, que los pacientes tengan un compromiso y cumplimiento previos, ya que la cirugía realmente lo que consigue es una mayor saciedad y ayuda a que los pacientes coman correctamente sin excesos. En este sentido es fundamental generar un hábito alimenticio correcto y equilibrado y de ejercicio físico previo a la cirugía para conseguir que los resultados espectaculares de la cirugía en los primeros dos años se mantengan lo largo del tiempo y no se produzcan deficiencias nutricionales, por lo que la preparación psicológica del paciente es fundamental”, explican desde la Unidad.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.