20 de junio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 16:50
Autonomías > C. Valenciana

Mojica, padre del CRISPR, ingresa en la Academia Valencia de Medicina

El microbiólogo ha ingresado como miembro de la institución médica

Francisco Mojica en su laboratorio.
Mojica, padre del CRISPR, ingresa en la Academia Valencia de Medicina
Redacción
Martes, 24 de octubre de 2017, a las 17:10
El microbiólogo Francisco Mojica, que en dos ocasiones ha estado entre los favoritos para ganar el Nobel de Medicina y de Química como padre del CRISPR/Cas9, ha subrayado este martes las "muchísimas aplicaciones" que puede tener está técnica de edición genética, a la que considera "el futuro de la medicina".

Mojica ha hecho estas manifestaciones durante su intervención en la Facultad de Medicina de Valencia para ingresar como miembro de la Real Academia de Medicina de la Comunitat Valenciana (Ramcv), donde ha hablado de la "historia del campo de investigación CRISPR y su traslación a la medicina".Ante centenares de alumnos y miembros de la Ramcv, Mojica ha subrayado que gracias a esta nueva herramienta "la medicina de precisión está más cerca que hace dos o tres años", se "abre la posibilidad hacer tratamientos más personalizados" y se está "ante el futuro de la medicina".

"Demuestra la enorme facilidad con la que se puede afrontar la manipulación genética de cualquier individuo, incluso puede hacerse con un kit que se consigue por internet", ha señalado el científico ilicitano, que actualmente trabaja en la Universidad de Alicante.Mojica ha explicado que se están abandonando otras técnicas de manipulación genética porque la CRISPR-Cas9 es "más eficaz, más precisa, más fácil de programar, más barata (porque los componentes solo cuestan 60 euros), y porque permite varios cambios simultáneos dentro de una misma célula".

Durante su intervención ha destacado que esta técnica puede usarse en medicina forense para la identificación de individuos, para generar bacterias resistentes a un virus, evitar la resistencia a los antibióticos o generar mosquitos incapaces de trasmitir la malaria.También ha señalado que puede permitir conocer el origen de un tumor o la relación entre tumores, y estudiar, prevenir y curar trastornos genéticos como la hipercolesterolemia, diabetes, enfermedades hepáticas, trastornos neurodegenerativos, autismo, ceguera, albinismo, fibrosis quística, distrofia muscular o envejecimiento.

Ha indicado que se están realizando ensayos clínicos en humanos para curar, con la técnica CRISPR, enfermedades como procesos cancerígenos, la eliminación del virus del Sida o del virus del papiloma humano (VPH).